Carrusel DeportivoCarrusel Deportivo
Fútbol

El Barça sobrevive en Frankfurt

Los de Xavi Hernández rescatan un valioso empate ante el Eintracht gracias a un gol de Ferran Torres.

Ferran Torres pelea el balón ante sus adversarios / RONALD WITTEK (EFE)

El FC Barcelona saca un valioso empate ante el Eintracht de Frankfurt (1-1) en la ida de los cuartos de final de la Europa League. Pese a las numerosas ocasiones alemanas, los de Xavi Hernández reaccionaron por medio de un gol de Ferran Torres tras una gran jugada con Frenkie De Jong.

El Barça sale vivo de Frankfurt

Pese a que la primera ocasión clara llegó por parte del Barça con un zapatazo de Ferran Torres desde fuera del área, poco tardó el Eintracht de Frankfurt en demostrar el cariño especial que le tiene a la Europa League. Aunque en la Bundesliga se encuentra en tierra de nadie, pocos equipos aprecian más la segunda competición europea que los alemanes. El Waldstadion, estadio siempre complicado, llevaba a los suyos en volandas, entrando en un trance futbolístico que eliminó las virtudes del Barça y que por poco supone una ventaja local en el marcador.

Si bien el Barça le consiguió meter cloroformo al partido y sobrevivir con la portería a cero, la sensación de noche complicada seguía en el ambiente. Más se acrecentó esta percepción con otra mala noticia: Piqué se tuvo que retirar lesionado por un problema muscular. En medio de la encerrona en Alemania, los culés perdían a uno de sus líderes. Busquets, que no estaba firmando un buen partido, cerca estuvo de empeorar la situación con una entrada sobre Borré en el área. Aunque la decisión final fue anular el penalti por tocar antes el balón, el Barça se había salvado por muy poco, y no había sido la única de la primera parte.

Poco le sirvió el descanso esta vez a Xavi Hernández. Nada más regresar al verde, en un córner que se pudo evitar, Ansgar Knauff firmó el primer gol del partido con un derechazo inapelable que quitó las telarañas de la escuadra. Tras tanto esquivar como Neo en Matrix, para el Barça llegó el momento de tomarse la pastilla roja para volver a la realidad e intentar salvar los muebles. Si bien tardaron un poco en desperezarse, Dembélé y Frenkie De Jong (habían entrado unos minutos antes) ejercieron de despertador al participar en el gol de Ferran, firmando una jugada magistral al primer toque marcada por la nostalgia. Duro es levantarse, pero más aún es no reaccionar. El Barça ya había hecho lo más difícil en su noche más oscura en la Europa League.

Aunque el Eintrach lo siguió intentando, algo cambió en el encuentro tras el gol del empate. El Barça controlaba mucho mejor el tempo del partido, algo que era una quimera en el primer tiempo, y teniendo ocasiones para jugar con ventaja la vuelta. Con ello, el final del partido acabó llegando, aceptando unos y otros unas tablas que dejan todo abierto para el partido del Camp Nou. Pese a ello, la advertencia para la vuelta ha quedado clara: la Europa League no va a ser un camino de rosas.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad