Hoy por HoyLa lista de Bob
Sociedad

Desde ciertas prácticas sexuales hasta el chándal: Bob Pop revela la lista de los auténticos caminos sin retorno de la vida

Seguro que te sientes representado

Madrid

Bob Pop ha vuelto una semana más al Hoy por Hoy con una de sus ya características listas bajo el brazo. En esta ocasión, y después de realizar todo tipo de recomendaciones para las vacaciones de Semana Santa, el escritor ha aprovechado el final de las fiestas para hablar acerca de los auténticos caminos sin retorno de la vida. Un espacio que arrancaba con Àngels Barceló comentando junto a sus colaboradores Edurne Portela y Bob Pop las últimas fotografías de Emmauel Macron. Unas imágenes en la que se puede ver al primer ministro francés con la camisa completamente abierta mostrando el vello de su pecho.

Algo que llevaba al equipo del Hoy por Hoy a considerar el hecho de depilarse o no depilarse como uno de los auténticos caminos sin retorno de la vida. Y es que, una vez que decides dejar de depilarte, es improbable que lo vuelvas a hacer. Algo que también les sucede a quienes se depilan por primera vez, quienes ven la necesidad de seguir haciéndolo, y cada vez de una forma mucho más frecuente, para eliminar cualquier posible pelo. Después de valorar este primer concepto, Bob Pop ha asegurado que el hecho de dejar de planchar la ropa es uno de esos caminos sin retorno: "Si lo dejas de hacer, ya no te vuelves a poner a ello porque descubres que no pasa nada".

"Cuando te pones el chándal y ya no te lo quita nadie"

A pesar de que tengamos que hacer todo tipo de cabriolas para que nuestra ropa quede lo más estirada posible, Bob Pop reconoce que tampoco pasa nada por tener una arruga en tu ropa: "Hay un momento en el que descubres que tampoco tienes ropa tan buena, que no hace falta que la planches tanto y que tu percha no es tampoco una maravilla". Por otro lado, el escritor también ha querido incidir en el lado opuesto, en aquellas personas que se planchan hasta la ropa interior: "La gente que se chifla y se plancha hasta la ropa interior. Luego, a partir de ahí, comienzan a planchar las sábanas en invierno antes de meterse a la cama y la plancha se convierte en su mejor amiga".

Después de hablar sobre la plancha, Bob Pop ha abordado el tema del picante en las comidas: "Soy yonki del picante". Bajo su punto de vista, no es que a la gente no le guste el picante, sino que no ha encontrado el adecuado: "Tienen que probar su picante". También el referente a los chándales, pues todas aquellas personas que deciden vestir de esta manera no quieren probar otra cosa: "Cuando te pones el chándal y ya no te lo quita nadie". De hecho, el colaborador reconoce que llegó a ir a la gala de los Ondas en chándal para recibir su premio.

Bob Pop reivindica el orgasmo prostático

Tras reivindicar el uso del chándal, Bob Pop ha hablado acerca de los placeres que ofrece el orgasmo prostático. Después de explicar que es aquello que sientes cuando tienes una penetración anal, el escritor ha asegurado que es algo que le gustaría vivir siempre. Por otro lado, el colaborador también ha hablado acerca de las notas de voz de WhatsApp y cómo estas han llevado a muchos a aborrecer el hecho de escribir en la plataforma. Algo que puede llegar a ser muy cómodo para el emisor del mensaje, pero no tanto para quien lo recibe: "Ayer recibí una nota de voz de dos minutos y medio.

Entre el resto de caminos sin retorno, Bob Pop ha destacado el de las plantas, el del cepillo de dientes eléctrico y el de las cremas de hidratación. También el de la corrupción pues, todos aquellos que lo siguen, deciden repetir e involucrar a todavía más gente: "Cada vez se juntan más en el mundo del chanchullo. Es un estilo de vida".

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad