Fórmula 1

Leclerc no cede en el resurgimiento de Carlos Sainz

El monegasco se hace con la pole en el GP de Miami por delante del madrileño, que saldrá segundo. Fernando Alonso empezará desde la undécima posición.

Charles Leclerc y Carlos Sainz después de la clasificación del GP de Miami / DAN ISTITENE

Miami prometía diversión, accidentes, banderas rojas, besos con el muro y velocidad. Aunque ese cómputo de emociones se condensó en los libres. La clasificación se saldó sin sobresaltos, con la mente de escuderías y pilotos concentrada en la gestión de la goma y de los tiempos ante una pista que evolucionaba vuelta a vuelta. De ahí a que el fuego real se desatase en los últimos minutos de cada una de las Q. En esa última quema de naves, Carlos Sainz rozó la pole, pero de nuevo, Leclerc le venció el pulso del tercer sector. El monegasco inaugurará la salida de Miami desde la pole, la tercera de la temporada para él.

Más información

Tres de cinco para Leclerc los sábados. En este sábado, se comió la Q1, Q2 y Q3 como el más rápido. Cuando la excitación no le invade, es implacable. Después del error que le costó el podio en Imola, el líder del mundial disuade la presión como mejor sabe. 190 milésimas por detrás, Carlos Sainz, que completará la primera línea de Ferrari desde la segunda plaza. El madrileño hizo borrón y cuenta nueva después de su incidente del viernes y de la vorágine de errores que habían emborronado su inicio de temporada. Y lo hace mostrándole los dientes a Leclerc. Mañana tiene una oportunidad. Tendrá que rugirle desde la arrancada para empezar a creerse que puede luchar.

Charles Leclerc celebrando la pole del GP de Miami. / Mark Thompson

La segunda línea será de Red Bull después del error de Max Verstappen en el último intento lanzado que le hizo perder la pole. Pérez le escuderará ante el empuje de la zona media, concentrada desde la quinta hasta la decimoquinta. En esa zona, acabó Hamilton, cuestionado después de su arranque de temporada y de su lucha con la FIA a razón de sus piercings. El heptacampeón llevó al Mercedes a la sexta plaza mientras Russell quedó atrapado en la duodécima. Golpe sobre la mesa.

La zona media engulló a Fernando Alonso, que se quedó en Q2 por 32 milésimas. En la vuelta final se topó con Carlos Sainz, un ‘estorbo’ en el que perdió alguna de las décimas que le faltaron para entrar en Q3. El asturiano tendrá que tirar de estrategia para remontar desde la undécima posición en un circuito que si algo promete es una degradación violenta, el mal que precisamente acucia al Alpine. Delante se topará con el resurgimiento de Aston Martin con Stroll y de Alpha Tauri, con los dos pilotos dentro del top-10. La zona media se va condensando carrera a carrera.

Fernando Alonso durante la clasificación del GP de Miami. / BRENDAN SMIALOWSKI

Por detrás, Ocon evitó que Williams siguiera como colista de los sábados. El francés se quedó sin participar por segunda clasificación consecutiva. Esta vez no hay que mirar a la fiabilidad del Alpine, sino a su error en los libres 3 que lo envió al muro. Saldrá último tras el daño que dejó a su chasis.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad