Ondas Blancas
Más deportes
pirineo

El Estado respalda la unión Astún-Candanchú "como primera fase de una unión posterior con Formigal"

El secretario de Estado de Turismo habla de convertir la oferta de nieve en un “exponente turístico nacional e internacional”<br>

El turismo de nieve en Aragón va a recibir una inversión histórica de 26 millones de euros para desarrollar proyectos demandados desde hace décadas por el sector, como es el caso de la unión de las estaciones de esquí de Astún y Candanchú o el telecabina de Benasque. Esta inyección de dinero procede del Plan de Sostenibilidad Turística en Destino del Ministerio de Turismo, dotado con fondos europeos, y supone, decía el secretario de Estado de Turismo, Fernando Valdés, en su visita a Jaca, una apuesta de futuro por la región.

Más financiación para la unión con Formigal
Los 26 millones para proyectos relacionados con el turismo de nieve ya se habían anunciado, (10,1 millones de euros para instalar un telecabina de Benasque a Cerler, 8 millones para impulsar Montanuy como destino rural de montaña, y otros 8 para la conexión entre las estaciones de Astún y Candanchú por medio de un telecabina), pero el secretario de Estado también mostraba su compromiso por continuar financiando siguientes fases “con cantidades similares”, donde estaría, decía, la unión de Astún y Formigal. “La unión largamente demandada entre las estaciones de Astún y Candanchú, como primera fase de una unión posterior con Formigal, colocará a Aragón en la élite de los destinos mundiales de nieve. Es hora de posicionar Aragón como destino preferente de turismo de montaña y de naturaleza en los mercados internacionales”, ha valorado Fernando Valdés.

Canfranc, como nodo de visitantes
Los fondos de recuperación europeos Next Generation financian este Plan del Ministerio en el que adaptar los destinos turísticos a la sostenibilidad medioambiental es un requisito. El secretario de Estado de Turismo hacía hincapié en el “compromiso del etiquetado climático” y en reducir la huella de carbono, y en ese punto anunciaba que estos proyectos cuentan con la construcción de aparcamientos disuasorios que eviten la circulación de vehículos y los atascos en las cabeceras del Pirineo. Apuntaba el entorno de la estación de ferrocarril de Canfranc como uno de esos nodos.

En el año 2026 deberían estar ejecutados todos estos trabajos. Así ha quedado patente en la presentación que ha realizado el secretario de Estado de Turismo en Jaca y, posteriormente en Benasque, frente a empresarios turísticos, de la nieve y las administraciones locales y comarcales del territorio. Una “oportunidad histórica que no vamos a desaprovechar”, decía el vicepresidente del Gobierno de Aragón, Arturo Aliaga.

El secretario de Estado ha felicitado a las entidades locales beneficiarias y a los actores públicos y privados implicados en el diseño de los proyectos por la “calidad” de las iniciativas planteadas y ha avanzado que éstas no serán las únicas inversiones turísticas que recibirá Aragón porque habrá nuevas convocatorias de subvenciones.

Valle del Alto Aragón
El proyecto del Valle del Alto Aragón cuenta con un presupuesto de 8 millones de euros y estará gestionado por la Mancomunidad. Se concretará en la conexión entre las estaciones de Astún y Candanchú por medio de un telecabina que recorrerá una distancia de tres kilómetros en un tiempo de 9 minutos, facilitando que los esquiadores puedan moverse entre una y otra sin tener que quitarse los esquíes. Esta intervención aumentará los kilómetros esquiables hasta los 100 y supone la primera fase de un proyecto más amplio que pretende unir las estaciones del Valle del Alto Aragón con la de Formigal en el Valle de Tena, convirtiéndose en una de las estaciones más grandes de Europa.

Este telecabina estaba previsto a baja altura, en paralelo a la carretera, pero la Mancomunidad del Valle del Aragón está trabajando en un nuevo proyecto que todavía está por concretar. Junto al telecabina, el Plan de Sostenibilidad contempla otras actuaciones, como puntos de recarga para vehículos eléctricos, la digitalización de las oficinas de atención al visitante y la creación de parques para mountain bike en los anejos a las pistas como atracción fuera de la temporada de nieve.

Benasque
El Plan de Sostenibilidad Turística de Benasque tiene un presupuesto de 10,1 millones de euros para instalar un telecabina monocable que una el núcleo urbano del municipio con la estación de esquí de Cerler como sustituto del traslado por carretera, reduciendo emisiones y convirtiendo el nuevo medio de transporte en una atracción turística durante todo el año. Las cabinas del telecabina se adaptarán para que se pueda viajar con bicicletas y otros artículos para la práctica de trekking o deportes de aventura, contribuyendo a atraer así a otros perfiles de turistas, no sólo esquiadores.

Montanuy
El plan de Montanuy tiene una dotación de 8 millones de euros y pretende impulsar la localidad como destino rural de montaña, creando infraestructura ciclista e itinerarios no motorizados como fórmula para impulsar un turismo desestacionalizado que contribuya a frenar la despoblación. El proyecto contempla también el establecimiento de aparcamientos disuasorios y la instalación de puntos de recarga para vehículos eléctricos.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad