Sociedad

Cantabria baja una posición en competitividad en 2022, para quedarse en novena posición

Una de las principales debilidades Cantabria está en la inversión en innovación tecnológica, ya que la comunidad ocupa el puesto duodécimo, y también en la eficiencia empresarial

Foto de recurso. Industria - GOBIERNO DE CANTABRIA

SANTANDER

Cantabria ha descendido una posición en el último Índice de Competitividad Regional, que corresponde a 2022, para quedarse en el noveno puesto entre las comunidades autónomas y mantenerse en el nivel medio-bajo por debajo de Galicia, que le ha adelantado.

Éstas son algunas de las principales conclusiones de la séptima edición de este informe que elabora el Consejo General de Economistas de España y que ha sido presentado este miércoles, en rueda de prensa, por el decano del Colegio de Economistas de Cantabria, Fernando García Andrés.

Aunque ha bajado una posición respecto a 2021, en Cantabria no se detectan a grandes rasgos diferencias sustanciales en cuanto a competitividad respecto a los años precedentes.

Madrid, con 15,82 puntos, es la comunidad más competitiva de España. Cantabria, por su parte, tiene 8,5 puntos y ocupa el noveno lugar, con siete puntos de diferencia respecto a la primera.

La clasificación que elabora el Colegio de Economistas la han vuelto a encabezar así la Comunidad de Madrid, el País Vasco y Navarra.

Extremadura, Andalucía, Canarias, Baleares, Castilla-La Mancha, Murcia, la Comunidad Valenciana y Asturias son las regiones que se sitúan en el otro extremo, en el grupo de competitividad baja, mientras que en la parte media de la tabla, con una competitividad media, sólo está Cataluña.

En un rango de competitividad media-baja se encuentran La Rioja, Aragón, Castilla y León, Galicia y Cantabria, por ese orden.

El Índice de Competitividad de Regional (ICREG) se obtiene a partir del análisis de 53 indicadores, agrupados en siete ejes: entorno económico, dinamismo y tamaño de mercado, funcionamiento del mercado de trabajo, capital humano, entorno institucional y social, infraestructuras básicas, indicadores relativos al tejido empresarial y eficiencia empresarial e innovación tecnológica.

Situación de Cantabria

Una de las principales debilidades Cantabria está en la inversión en innovación tecnológica, ya que la comunidad ocupa el puesto duodécimo, y también en la eficiencia empresarial, un indicador en el que el nivel de la comunidad es bajo respecto al resto de España, si bien es cierto que en este campo se mejora por encima de la media nacional.

En el eje de infraestructuras básicas, en el que la comunidad está en octava posición, se ha perdido una posición, mientras que en eficiencia empresarial Cantabria también está en octavo lugar, igual que en 2021.

En cuanto a los indicadores de mercado de trabajo y entorno institucional, Cantabria se mantiene igual, en novena posición.

Sin embargo, el capital humano es una de las fortalezas de la comunidad, que tiene el cuarto puesto en este eje.

Cantabria está por tanto en buenas posiciones en capital humano, en mercado de trabajo y en entorno institucional, en un nivel medio-alto, aunque en capital humano y en entorno institucional la región baja posiciones respecto a 2021.

En nivel medio-bajo, Cantabria tiene los indicadores de entorno económico, infraestructuras e innovación. Y en nivel bajo la eficiencia empresarial.

Los 'deberes' de Cantabria

A juicio del Colegio de Economistas, Cantabria tiene campo de mejora en competitividad, lo que se lograría, en gran medida, impulsando la industria biosanitaria y "potenciando un ecosistema sanitario en torno al buque insignia del Hospital Valdecilla", apoyándose en los institutos de investigación del Idival y del Ibbtec, y de la mano de la Facultad de Medicina, de empresas "punteras" como Cantabria Labs y del cluster Tera.

"El sector biosanitario tiene un potencial incuestionable y debe ser apoyado por las instituciones públicas", ha dicho García.

También ha apostado por impulsar el sector agroalimentario, en línea con las políticas para frenar el despoblamiento y el envejecimiento en las zonas rurales.

El decano del Colegio de Economistas también ha resaltado la importancia del Puerto de Santander y el centro logístico de La Pasiega; de la industria y los recursos culturales, como el Museo de Prehistoria y Arqueología, el espacio del Banco Santander Faro Cantabria y el Reina Sofía, para potenciar "la riqueza cultural"; y de instalaciones como IH Cantabria.

Y, por último, ha insistido en que hay que mejorar las infraestructuras y, sobre todo, ha pedido que se trabaje para atraer a Cantabria inversiones extranjeras.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00