Opinión

La ITA, no se quita

La Firma de Guillermo Flores

"La ITA, no se quita", la Firma de Guillermo Flores

"La ITA, no se quita", la Firma de Guillermo Flores

02:56

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1652432079651/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Palencia

A estas horas estará arrancando una fiesta que conoce muy bien la población juvenil, yo diría que de todo Castilla y León como ocurre con la Nochevieja Universitaria de Salamanca. Hoy la ciudad está revolucionada. La escuela superior de Ingenierías Agrarias, más conocida por la ITA, organiza desde hace años esta fiesta universitaria que reúne hasta 10.000 jóvenes en el parque Ribera Sur para compartir unas horas de diversión con la música de dj's y… calimochos y cervezas en sus mochilas.

La ITA genera demasiada controversia. Vaya por delante que a los hosteleros nos quita más que nos da y que a mí personalmente la conducta de muchos de estos jóvenes cuyo principal objetivo es "mamarse" y la imagen deplorable de algunos de ellos, que protagonizan espectáculos dantescos, me parece muy triste. Tampoco me gustan los "marranos” que dejan sus residuos por ahí tirados en lugar de llevárselos como vinieron o depositarlos en los contenedores, que la organización ubica. Pero al margen de estos aspectos que afean el evento, y que como suele pasar son cosa de una gran minoría, la ITA es algo que desea y mucho la gente joven de nuestra ciudad y de otros lugares de Castilla y León y Cantabria, que acuden hasta completar el aforo permitido.

Y aquí es donde va mi reflexión de hoy. ¿Cómo puede ser que algo que desean miles de jóvenes de Palencia sea tan criticado? Conviene que tengan en cuenta que la organización es ejemplar y que ellos costean con el precio de la entrada todos los servicios necesarios como seguridad, aseos, servicios sanitarios, seguros y limpieza. Aquello queda al día siguiente como que no ha pasado nada, alguna gamberrada al margen.

Tal vez deberíamos convencer a estos jóvenes con otras alternativas. Tal vez deberíamos reconocer que a la gente joven no le llaman la atención las escasas propuestas que les ofrece esta ciudad o que les proponen desde las instituciones. Tal vez deberíamos pensar que hace tiempo fuimos jóvenes y también nos gustaba disfrutar, y el que esté libre de culpa que tire la primera piedra...

Por todo ello yo le digo sí a la ITA. Sí, pero con algunas condiciones. Dando por sentado que los asistentes son mayores de edad, lo cual se controla desde la organización férreamente, y que según las leyes de drogodependencia de la Junta está prohibido consumir alcohol en la vía pública, lo que se llama botellón, a menos que el ayuntamiento lo permita tácita y puntualmente en un evento concreto. Yo creo que sería lo mejor que se regulase con profesionales de la hostelería, que como si de un concierto se tratara dispongan barras de comida y bebida, lo cual siempre será más seguro y prudente que el botellón que allí se produce.

Por último, lo que quiere la gente joven, no tiene por qué estar a la cola, son mayores de edad con derechos que respetan las fiestas y tradiciones de los adultos sin criticarlas tanto como ocurre con la ITA. Y que además sufren el silencio al que cada vez más, se nos condena en esta nuestra querida Palencia.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad