Sociedad

La Confederación mantiene activa la prealerta por sequía a pesar del incremento de las precipitaciones

La reserva de agua es todavía insuficiente para determinar que se ha vuelto a la normalidad

Embalse de Bárcena / Ciudadanos

Ponferrada

La Confederación Hidrográfica Miño-Sil mantiene activa la prealerta por sequía a pesar del incremento en la reserva de agua tras las precipitaciones de las últimas semanas.

Aunque ha llovido un 38% más sobre la media histórica con 390 litros por metro cuadrado, la cantidad todavía no permite recuperar la normalidad debido a la prolongada sequía que se acumula desde el inicio de 2022. Eso sí, las cifras de precipitaciones registradas desde principios del pasado mes de octubre permiten hablar de un inicio de año hidrológico húmedo además de establecer la posibilidad de eliminar la prealerta de cara a finales de este mes de diciembre si no cambia la previsión de lluvia.

Los embalses de la cuenca están al 53% de capacidad un 4% menos de lo habitual, pero casi un 8% más que el año pasado por estas fechas. En cuanto a los ríos, se mantienen un 30% por debajo de lo normal.

A pesar de las copiosas precipitaciones de las últimas semanas, la cuenca del Sil se mantiene un 28% por debajo de lo que hubiera sido habitual según la media histórica en los últimos 12 meses.

Así las cosas, el organismo de cuenca mantiene activas las restricciones y recomendaciones a los Ayuntamientos y a la población en general para evitar el uso inadecuado del agua.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00