Política

El Parlament de Cataluña rechaza el pesebre por Navidad

La Mesa no ha querido repetir la iniciativa de Laura Borràs, pero sí que ha mantenido el árbol de Navidad

Pesebre del Parlament de Catalunya en Navidad 2021

Un árbol de Navidad de casi cinco metros preside desde el 29 de noviembre la escalera de honor del Parlament de Cataluña, añadiendo luz y ambiente navideño al espacio interior más visible de la cámara catalana. Es el segundo año consecutivo que el Parlament se engalana en estas fechas, pero a diferencia del año pasado, este año la Mesa encabezada por Alba Vergés no ha querido instalar un pesebre, una iniciativa que adoptó también Laura Borràs como presidenta de la cámara y a la que, a diferencia del árbol, no se ha dado continuidad.

Fuentes de Esquerra Republicana argumentan que la determinación de no instalar un pesebre en la cámara responde a una decisión colectiva de la Mesa pensante en el laicismo de las instituciones, y que se ha devuelto al que tradicionalmente se había hecho. La deliberación no estuvo exenta de debate, apuntan otras fuentes parlamentarias, porque había temor que los pesebristas no encajaran bien la negativa. Y no se equivocaban.

Los argumentos de la cámara no convencen a la Federación Catalana de Pesebristas, que este año había vuelto a ofrecer sus servicios para ceder e instalar la representación del nacimiento sin ningún coste por el erario público. “Lamentamos que el Parlament de Cataluña no esté junto a la cultura popular y del patrimonio cultural de nuestro país”, ha afirmado el presidente de la entidad en declaraciones a SER Catalunya. Hace un año, la Federación colaboró gratuitamente en el montaje de un pesebre que se colocó al vestíbulo de la cámara, con una obra de Lluís Carratalà cedida por el Grupo Pesebrista de Castellar del Vallès.

Arbre de Nadal del Parlament de Catalunya

Laura Borràs decidió incorporar esta tradición navideña en el Parlament y lo comunicó a la Mesa. Este año Vergés ha optado para mantener parcialmente la iniciativa: el árbol de Navidad repite pero con una decoración diferente dedicada a la salud mental. Más de 50 bolas confeccionadas por la asociación Salud Mental Cataluña y Áurea Grupo decoran el árbol de estas fiestas, con frases escritas por participantes, formadores y voluntarios de la entidad, sustituyendo así las postales de la Institución de las Letras Catalanas, entidad que había presidido Borràs anteriormente, que llenaban el árbol de hace un año de versos de la cultura catalana. El árbol ha sido ofrecido en el Parlament por la asociación de Cultivadores de Árboles de Navidad y por el ayuntamiento de Espinelves, que fueron recibidos por la vicepresidenta Alba Vergés.

Las primeras reacciones

A pesar de que el pesebre solo ha estado presente en la cámara una sola vez, la noticia ha indignado a varios representantes políticos de Junts per Catalunya. La presidenta suspendida, Laura Borràs, ha lamentado que se haya decidido prescindir del nacimiento. También el expresidente de la Generalitat Quim Torra ha tildado la decisión de "patética" porque "el árbol de Navidad es tan poco laica como un pesebre" y ha pedido que lo vuelvan a poner "y no se olviden del 'tió'". Además, el ex consejero Josep Rull también ha cuestionado la decisión de la Mesa: "Estamos muy mal", ha expresado en las redes sociales.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad