Sociedad

Madrid calcula que solo 800 jóvenes podrán acceder a su plan "Mi primera vivienda"

Hoy entra en vigor el plan estrella de Ayuso para facilitar el acceso a la vivienda entre los más jóvenes. Contará con un presupuesto de 18 millones de euros

MADRID, 31/07/2022.-Vista general de una zona de viviendas en construcción en el barrio de El Cañaveral (Vicálvaro), en Madrid. / Chema Moya (EFE)

Madrid

El plan permitirá que los menores de 35 años puedan optar a un crédito de casi el 100%, cuando los bancos solo llegan hasta el 80% del valor del piso. Hay varios límites para acceder a estas ayudas, pero en la orden que ha publicado el Boletín Oficial de la Comunidad no se detalla cuál será el filtro económico que determinará quienes serán los primeros en acceder a este plan.

Más información

Jóvenes, menores de 35 años, que siendo solventes y con recursos no tienen los ahorros suficientes para poder comprar su primera vivienda. Son los únicos requisitos que fija la Comunidad de Madrid para poder acceder a estas ayudas. Los pisos a financiar no podrán superar los 390.000 euros y se pretende llegar a una financiación de hasta el 95% del valor del inmueble dado que los bancos no suelen conceder hipotecas por más del 80%, la Comunidad dará garantías para ese 15% restante.

En todo caso, desde la Consejería recuerda que serán los bancos los que valorarán a los candidatos, algo que precisamente critica la oposición. Jorge Moruno, portavoz de vivienda de Más Madrid en la Asamblea, asegura que "la tasa de emancipación de la población de entre 30 y 34 años ha caído en picado desde el año 2019, una caída de 7 puntos que está por encima de la media nacional". Acusa al Partido Popular madrileño de ceder a los bancos los criterios para decidir quienes acceden al programa. Moruno destaca que "este programa es una copia de un modelo de reconocido fracaso que se ha aplicado en Inglaterra y que solo ha servido para aumentar los ingresos de las grandes constructoras, para elevar los precios de la vivienda y para dejar de invertir en vivienda pública".

La consejería reconoce que es muy difícil saber cuantas personas se van a poder sumarse a este plan. Sus mejores estimaciones están en torno a los 1.000 beneficiarios. Dependerá, nos dicen, del valor de la hipoteca que hará variar la cuantía de la ayuda. A expensas de lo que pase este año y teniendo en cuenta que el plan será anual, el gobierno regional no descarta abrir una lista de espera. Los bancos que quieran adherirse a este iniciativa tiene de plaza hasta el 15 de septiembre.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad