Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 15 de Septiembre de 2019

Otras localidades

Los gastos de lujo de Miguel Blesa y Rodrigo Rato

La Cadena SER ha tenido acceso al desglose de las tarjetas fantasma de los exdirectivos y exconsejeros de Caja Madrid y Bankia

El expresidente de Bankia, Rodrigo Rato, durante su comparecencia en la Comisión de Economía para explicar la crisis bancaria. /

Gastos en joyerías exclusivas como Tyffanys o Suárez, compras en Loewe y Louis Vuitton, y hoteles siempre cinco estrellas a cargo de la tarjeta B. Rato sacó más de 13.000 euros en efectivo los últimos meses de su mandato en Bankia.

El detalle de los gastos de los exconsejeros de Caja Madrid y Bankia revela cómo estos exdirectivos utilizaban la tarjeta fantasma para efectuar prácticamente cualquier compra diaria. Fuera cual fuera su coste y estuviera relacionada o no con su cargo en la entidad de crédito, al menos aparentemente.

Más información

El expresidente de Caja Madrid, Miguel Blesa, gastó entre 2003 y 2011 un total de 436.700 euros. Algunos de los cargos más significativos son las numerosas compras en joyerías exclusivas como Tyffany's o Suárez en Madrid, por más de 7.000 euros. Blesa también pasaba la tarjeta fantasma cuando acudía a las tiendas Louis Vuitton o Loewe, donde realiza al menos cuatro compras en el periodo analizado por más de 3.000 euros, o unos zapatos por 1.002 euros. El expresidente de Caja Madrid era un aficionado a los restaurantes más caros de Madrid como el Combarro, Zalacaín, Horcher o el restaurante del Ritz, y escogía los mejores hoteles como el propio Ritz, el Four Seasons o el Arts de Barcelona. Solo en el Ritz tiene una factura en una noche superior a los 9.000 euros.

Blesa utilizaba con frecuencia esta tarjeta opaca para sacar dinero en efectivo, con un mínimo de un par de reintegros mensuales por 600 euros cada uno desde 2003, casi 10.000 euros en vinos, o su safari de vacaciones a Sudáfrica en agosto de 2007 por más de 11.000 euros. Miguel Blesa llegó a cargar a esta tarjeta los gastos de taller de su coche, por más de 5.500 euros.

No obstante, Blesa también es capaz de utilizar este plástico cuyos cargos no eran cargados a su cuenta para hacer una compra por 29 euros en el Decathlon de Alcobendas, para llamar en una cabina telefónica por poco más de 20 euros, o gastos del metro de Madrid por 6.40 euros y la compra de entradas de teatro.

Rodrigo Rato 13.300 euros en efectivo

Por su parte el expresidente de Caja Madrid y Bankia, Rodrigo Rato, presenta un cargo de 99.037 euros de los que gran parte corresponden a reintegros en efectivo en los últimos meses de su mandato al frente de Bankia.

En el desglose de sus gastos, Rodrigo Rato presenta cargos importantes en restaurantes de cuatro y cinco tenedores como Diverxo y Kabuki y en hoteles de cinco estrellas, pero también hay numerosos gastos en clubes de golf y otros que parecen ajenos a los propios de su puesto al frente de Bankia, como los 3.547 euros en bebidas alcohólicas en marzo de 2010, los 1.392 en una ferretería, la compra por 533 euros de menaje del hogar, o varios cargos en farmacias, peluquerías y droguerías. Llaman también la atención los más de 2.000 euros gastados en febrero de 2011 en "clubs, salas de fiesta, pubs y discotecas"; o regalos en un bazar por 2.439 euros. No faltan flores por más de 800 euros.

Rodrigo Rato lo mismo compraba en Loewe por 680 euros o en una camisería de la calle Serrano de Madrid por 720 euros, que realizaba una compra en Mercadona por 31 y hasta un cargo en una mantequería por solo 3 euros.

Con todo, una de las prácticas más significativas de Rodrigo Rato con su tarjeta fantasma es la extracción de dinero en efectivo. Durante el periodo en el que dispuso de ella, prácticamente no la utilizó para tal fin. Tan solo en sus últimos meses al frente de Bankia, entre febrero y mayo de 2012, es cuando empieza a sacar dinero en metálico. Siempre el máximo del límite diario de 1.000 y en muchas ocasiones durante varios días consecutivos. La cantidad final obtenida de este modo asciende a 13.300 euros.

Rafael Spottorno, ropa y menaje del hogar

El que fuera jefe de la Casa del Rey también hizo uso de la tarjeta 'fantasma', entre los años 2003 y 2010, el periodo de tiempo en que abandonó su relación con la realeza para presidir la Fundación CajaMadrid. Además de los gastos habituales que atraviesan las hojas de todos los directivos (hoteles, viajes, gasolineras y tiendas de golf), la tarjeta de Rafael Spottorno tuvo dos debilidades: el menaje del hogar, la electrónica y la ropa de lujo. Diez visitas a IKEA, así como a otras grandes y pequeñas superficies dedicadas al menaje del hogar dejaron una factura de casi 12.000 euros a lo largo de esta época.

En cuanto a los productos textiles de alta gama, la cuenta sube por encima de los once mil euros: la mayor parte (10.572,5 euros) se quedaron repartidos en siete visitas a una exclusiva tienda de moda para hombres de la calle Serrano de Madrid. Igualmente figuran gastos por 2.202,2 euros en ópticas. Gastos en hoteles, balnearios y billetes de avión jalonan los meses de agosto de esta tarjeta 'fantasma'.

En total, la documentación le atribuye un gasto de 223.864,68 euros en todos los años referenciados.

Fruta y 11.000 euros en efectivo para Ildefonso Sánchez Barcoj

La tarjeta 'fantasma' del que fuera director general de CajaMadrid tuvo una debilidad diaria, entre decenas de cargos a gasolineras, peajes de carretera, billetes de avión y un viaje en nochevieja por 17.000 euros: la fruta. Entre 2003 y 2007 Ildefonso Sánchez Barcoj gastó casi 2.500 euros en 28 visitas a una exclusiva frutería de la calle Serrano de Madrid, frecuentada por diversas personalidades y que abastece también a la Casa Real.

Figuran también varias retiradas cuantiosas de dinero en efectivo de la tarjeta, destacando especialmente una de 11.000 euros en efectivo en febrero de 2006. En total, el documento le atribuye un gasto de 484.192,42 euros.

Romero de Tejada, 30.277 euros en cavas de puros

El rastro de la tarjeta 'fantasma' que utilizó durante nueve años el que fuera secretario general del Partido Popular de Madrid, Ricardo Romero de Tejada y Picatoste, arroja un gasto relevante: en total se dejó 30.277,27 euros en dos estancos de la capital, uno en Pozuelo y otro en la plaza de Quevedo, ambos establecimientos especializados en la venta de puros, y de hecho de los que más reputación tienen del país.

También figuran gastos en sectores relacionados con la caza y la hípica. A Romero de Tejada se le atribuye un gasto total de 212.216,09 euros

Pablo Abejas gastó en toros, fútbol y joyerías de lujo

El director general de Economía de la Comunidad de Madrid, obligado a dimitir por el escándalo de las tarjetas, Pablo Abejas, presenta más de 8.000 euros de gasto en joyerías exclusivas de Madrid, y utilizaba su tarjeta para las vacaciones de verano, con desplazamientos y hotel al exclusivo Golf Novo Sancti Petri. No faltan tampoco las compras de Navidad con la fantasma, las compras en tiendas caras como Lotusse, Gant o Hackett, perfumerías, restaurantes de cinco tenedores y hasta entradas para el Real Madrid en 13 de septiembre de 2009 y el 6 de octubre del mismo año por unos 300 euros en total. Pero la verdadera afición de Abejas son los toros. Cargó a la comunidad de Madrid numerosas entradas por unos 2.800 euros en total.

Los exclusivos gastos de Antonio Cámara, asistente personal de Aznar

El exconsejero Antonio Cámara, asistente personal del expresidente José María Aznar durante su estancia en La Moncloa, gastó 177.000 euros con su tarjeta opaca.

Cámara destaca por las compras en elitistas tiendas de Armani, Hermés, Carolina Herrera o Santa Eulalia en Barcelona, al tiempo que pasaba siempre la tarjeta para comprar el bono del metro de Madrid o hasta un ticket de un solo euro del tren subterráneo.

Antonio Cámara también cargó a la tarjeta sus vacaciones de esquí en Sierra Nevada, su médico privado por más de 2.000 euros o las compras en farmacias y hasta su periódica asistencia a la peluquería.

También usaba la fantasma para la cesta de la compra, asistía a restaurantes de cuatro y cinco tenedores, y pasó el plástico cuando acudió a una clínica veterinaria. No faltan compras de fruta, flores, plantas y menaje del hogar.

José María de la Riva, los juguetes de Reyes

El socialista José María de la Riva también disfrutó de la tarjeta de Caja Madrid. Hay numerosos cargos en restaurantes y también la utilizó para clubes y salas de fiestas. Llama la atención su empleo para comprar juguetes en una conocida tienda para niños el 3 de enero de 2003 por un total de 361.90 euros, pocos días antes de la festividad de los Reyes Magos, y que gastase también cerca de 2.000 euros en reparar una motocicleta. Son numerosas las compras en supermercados. Llegó a pagar también los tributos del Ayuntamiento de Madrid.

Rodolfo Benito, 14.000 euros en una sastrería

El secretario general de Comisiones Obreras en Madrid hasta que dimitió a raíz de la polémica por las tarjetas cargó a la suya14.300 euros en la sastrería Yusti de la capital de España. También tiene numerosos cargos en restaurantes como casa Dona o La Albufera y gastos por más de 22.000 euros en grandes almacenes y supermercados.

José Ricardo Martínez, más de 20.000 euros en grandes almacenes en un año

También dimitió como secretario general de UGT en Madrid como consecuencia del escándalo. Martínez utilizó su tarjeta para realizar numerosas compras, sobre todo en Navidad, con una veintena de cargos en El Corte Inglés por más de 20.000 euros en total, coincidiendo con esas fiestas. Utilizó a menudo su tarjeta para cenas en restaurantes y para compras en tiendas de ropa y el pago de sus vacaciones de verano. En total, sus gastos con la tarjeta fantasma ascendieron a 44.154 euros.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?