Domingo, 29 de Noviembre de 2020

Otras localidades

Eyaculación precoz, un problema con solución

Según el doctor Fernando Mejide, urólogo del Hospital Povisa de Vigo, este trastorno puede tratarse antes de que genere angustia y ansiedad en el paciente

Eyaculación precoz, un problema con solución

Getty Images

El Palacio de Congresos El Batel acoge, del 20 al 22 de abril, la 18º edición del Congreso Nacional de la Asociación Española de Andrología, Medicina Sexual y Reproductiva (ASESA). El programa de trabajo incluye sesiones plenarias, con comunicaciones orales donde se abordarán temas de máxima actualidad relacionados con los ámbitos profesionales y de experimentación. El congreso contará con médicos que son referencia en sus campos de estudio impartiendo ponencias.

Uno de estos ponentes, Fernando Mejide, urólogo del Hospital Povisa de Vigo y experto en eyaculación precoz, era entrevistado en Hoy por hoy Cartagena. Indicaba que este tipo de trastorno es menos tratado en las consultas médicas que la disfunción erectil, pese a que la padecen el 30% de los hombres, en contraste con el 19% de la anterior.

Lo primero es descartar posibles enfermedades como prostatitis o hipertoroidismo, pero por lo general no suele estar provocada por este tipo de problemas. Puede deberse a muchas causas, pero por lo general se debe por un trastorno neurobiológico por problemas en la liberación de los neurotransmisores.

Según Mejide, desde el punto de vista médico una eyaculación es precoz "si se produce en menos de un minuto" desde que comienza el acto sexual, como recoge la Sociedad Europea de Medicina Sexual. Suele ser el caso del 90% de los pacientes que acude a consulta para tratar este tema. Puede darse el caso de que algunos perciban precocidad en su eyaculación cuando realmente no lo es y superan este minuto, e incluso hombres que son eyaculadores precoces y no lo perciben como tal.

Según los expertos es importante acudir a la consulta del médico cuanto antes, y es recomendable acudir acompañado de la pareja, pero no suele ser el caso ya que se trata de un trastorno que crea angustia y una reducción de la autoconfianza, por lo que el varón prefiere acudir solo. En casos muy extremos, esta sensación de falta de control puede llevar a hacer que el hombre evite tener relaciones y cree problemas en la pareja, e incluso, en casos muy extremos, convertirse en una depresión.

Se trata de un problema que por lo general tiene una solución sencilla y diversos tratamientos, según qué  la produzca. Muchas veces no hay nada orgánico que la cause y necesita tratamiento psicológico. Además "el estrés y la premura a la hora de hacer las cosas" pueden influir en la aparición de este trastorno. Dice Fernando Mejide que no se parece a la disfunción erectil y que los tratamientos son muy diferentes.

Además, destaca Mejide, evolutiva y antropológicamente la eyaculación es rápida, ya que originalmente el sexo tiene el objetivo de procrear, mientras que en el ser humano aparece el placer vinculado a estas relaciones, por lo que se ha invertido el proceso biológico. La prueba es que los animales, incluyendo los primates "son todos eyaculadores precoces".

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?