Últimas noticias Hemeroteca

Sábado, 04 de Abril de 2020

Otras localidades

150 gaviotas 'patiamarillas' anidan en el centro de Bilbao

El Ayuntamiento ofrece asesoramiento pero las comunidades de vecinos deben hacerse cargo de su retirada

150 gaviotas 'patiamarillas' anidan en el centro de Bilbao

Nido de gaviotas urbanas / Cadena Ser

 Así consta en el 'Censo y estudio de la población de gaviotas nidificantes en Bilbao' al que hemos tenido acceso y en el que "la situación no se considera ni problemática ni alarmante". Al menos es la conclusión a la que llega Ander Zuazo, técnico superior en Sanidad Ambiental del Ayuntamiento y autor del estudio. Además de confeccionar el censo y el protocolo de actuación, Ander se ha reunido ya con una veintena de vecinos  para comunicarles cómo deben proceder.

Vecinos como Begoña, oyente de Radio Bilbao, que asegura "es insorpotable el ruido y los excrementos que a diario tengo que retirar de mi balcón incluso con una manguera a presión."

Al contrario que la decisión que han adoptado otros consistorios, como Lekeito, Bermeo o Mundaka, el Ayuntamiento de Bilbao no contratará de momento los servicios de una empresa especializada porque, según Zuazo, "no se considera necesario y sólo ofrecemos asesoramiento".

Preguntado sobre el tipo de especie que anida ya en el centro de la Villa, reconoce que sí pueden llegar a atacar, "de hecho en mis visitas acudo con un paraguas con el que evitar problemas. Son más inteligentes que otras especies y se alimentan de todo aquello mínimamente comestible".El informe elaborado por el Ayuntamiento de Bilbao incluye métodos de prevención y control además de una propuesta de gestión de la especie.

Invitado al programa Julen Zuberogoitia, gerente de Euskal Falcon, empresa con más de quince años de experiencia en el control de plagas de aves, advierte que "este tipo de colonias nunca va a menos". Cada puesta de gaviota suele contabilizar tres o cuatro huevos. El periodo de cría comienza en mayo y termina en julio. Tras realizar un censo, Julen, que además es ornitólogo y anillador, detalla que ellos esperan diez días y comienzan con la retirada. "Es un trabajo arduo porque más de la mitad de las gaviotas vuelven a criar por segunda incluso tercera vez".

¿Cuánto puede costar a las arcas municipales ocuparse de este tipo de trabajos? Julen asegura que entre 5.000 y 6.000 euros. Asegura que una vez realizado es cuestión de aplicar el protocolo anualmente para evitar que vuelve a incrementarse la población a controlar.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?