Sábado, 26 de Septiembre de 2020

Otras localidades

Dando calabazas al paro

Dos jardineros municipales de Torre Arias cuidan una huerta para llenar la despensa de los parados de San Blas/Canillejas

hhhh / Daniel Liébana, jardinero municipal de Torre Arias, y Aurelio, Fernando y Patricia, de la Plataforma de Trabajadores/as en Paro de San Blas/Canillejas en la Huerta Solidaria.

Hacia el final de la calle Alcalá, en el 551, se levanta la puerta de entrada a la Quinta de Torre Arias. Una finca de 17 hectáreas que perteneció durante muchos años a la aristocracia madrileña y que pasó al Ayuntamiento de Madrid como herencia de su última propietaria, la condesa Tatiana Pérez de Guzmán el Bueno, en el año 2012.

El camino de entrada transcurre dejando a la derecha la antigua casa de los guardeses y, poco después, aparece en el horizonte verde una huerta de 300 metros cuadrados en la que rivalizan por llegar a la mesa los tomates, pimientos, calabacines, calabazas, las acelgas o las plantas aromáticas como el orégano y la albahaca o el shiso, de origen japonés.

Escucha la historia de la Huerta Solidaria en Hoy por Hoy Madrid.

Se la conoce como la Huerta Solidaria, es el nombre que hace tres años le dieron los dos jardineros municipales que la cuidan, Olga Aranda y Daniel Liébana, y que decidieron que todo aquello que producía fuese destinado para la Plataforma De Trabajadores y Trabajadoras en Paro de San Blas/Canillejas.

Durante el verano han generado producción suficiente para llenar dos veces a la semana la despensa solidaria de esta asociación. Consiguen incluso tener una huerta para la época estival y otra para el invierno. "Planteamos hacer una huerta ecológica y con las primeras producciones se nos planteó la pregunta de qué hacer con ello. Pensamos que lo mejor era dar salida a la producción con las personas más necesitadas del distrito ", explica Daniel.

Fernando, Daniel, Aurelio y Patricia en la Huerta Solidaria. / ELENA JIMÉNEZ / CADENA SER

La Plataforma de Trabajadores y Trabajadoras en Paro de San Blas/Canillejas se puso en marcha hace cinco años en el distrito con el objetivo de poner en común a los vecinos sin empleo. Cuentan con una despensa solidaria, un ropero y mucho apoyo mutuo. Actualmente, atienden a una treintena de familias aunque la cifra aumenta con la llegada del invierno.

Aurelio Villanueva, 61 años, lleva siete años en paro. Trabajó como ebanista y montador de cubiertas hasta que un ERE (Expediente de Regulación de Empleo) le dejó fuera de la vida laboral. Subsiste con 426 euros en un piso de 60 metros cuadrados. A veces, consigue "chapuzas" gracias a la colaboración vecinal.

Fernando Merino, 53 años, no recuerda desde cuándo está en paro. Su vida laboral fue de diseñador gráfico y ahora está cansado del papeleo para pedir cualquier tipo de ayuda o de cursos de formación. Fernando es el transportista de la huerta a la despensa solidaria.

Patricia Torralba, de 37 años, lleva en paro desde el pasado mes de julio. Ha trabajado siempre en el comercio y ahora está pendiente de una entrevista de trabajo en un gran supermercado. Tiene dos hijas de 8 y 11 años.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?