Últimas noticias Hemeroteca

Jueves, 19 de Septiembre de 2019

Otras localidades

Tres mil metros de césped "pellizcan" al urbanita madrileño en la Plaza Mayor

Se trata de una iniciativa enmarcada dentro del IV Centenario del espacio

La madrileña Plaza Mayor se convierte hasta el próximo 1 de octubre en una pradera de 3.500 metros cuadrados gracias a la intervención "Césped" con la que el artista urbano SpY busca "pellizcar" a los urbanistas y despertarles "nuevos modos de disfrute" en el IV Centenario del espacio.

Para este artista madrileño y anónimo, sus intervenciones urbanas, "lúdicas y directas", son "pequeños pellizcos" que irrumpen en la rutina del urbanita iniciando un diálogo donde el receptor es "cómplice" y que pretende despertar una "conciencia más lúcida" en los transeúntes.

Con "Césped", la tercera intervención de arte público en la Plaza Mayor del programa Cuatro Estaciones, SpY pretende crear un "recuerdo memorable" en todos los que acudan a esta gran circunferencia de 67 metros de diámetro que transformará, "amable", el "símbolo" que supone para Madrid su Plaza Mayor.

Hacer "más habitable" este tradicional rincón de Madrid es la idea que persigue Cuatro Estaciones que, en el marco de la celebración del IV Centenario, se vale del arte para devolver a la céntrica plaza su protagonismo en un momento en el que los madrileños la evitan por considerarla un espacio turístico, como asegura la comisaria del proyecto, Remedios Vicent.

Hasta ahora los arcos de Juan de Villanueva han sido testigos por primavera de grafitis de luz, un proyecto del artista francés Antonin Forneau en el que participó el célebre grafitero Suso33, también madrileño.

La plaza también se enfrentó en verano a los residuos plásticos que se generan en sus comercios y en su entorno y que se materializaron en un laberinto creado por el colectivo Luzinterruptus.

"Representaciones como estas hacen a los artistas ciudadanos y a los ciudadanos, artistas" asegura SpY, que cree, como la alcaldesa Manuela Carmena, que "a ciertas plazas madrileñas les falta verde" y señala que "por lo general" las urbes son "demasiado rígidas"; una "monotonía" que busca interrumpir dialogando con los viandantes con "ironía y humor".

En un momento en el que diversas voces y debates reflexionan sobre el futuro de la Plaza Mayor en 2020, aniversario de su inauguración, SpY, criado y "formado" en las calles de Madrid, imagina la ciudad como "catalizadora de riqueza cultural" pero sin perder sus "raíces e identidad".

Una vez desmontada esta instalación, a la que se podrá acceder sin límite de hora ni de edad, el césped que lo compone se reciclará en abono natural.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?