Últimas noticias Hemeroteca

Lunes, 09 de Diciembre de 2019

Otras localidades

Independencia: Plata o plomo

En su columna, número 54, Manu Sánchez se pronuncia sobre el desafío soberanista catalán

Puigdemont lo tiene claro, para la Independencia: Plata o Plomo. Y si puede ser Plata y Plomo pues mejor, no te hagas el pendejo. De momento el nefasto de Pablo Mariano Rajoy Gaviria ha dado fuerte de lo segundo. Y no lo duden, terminará dando fuerte de la primera.

Ya se dijeron a la cara gonorrea, hijueputas, fascistas y malparidos. Y lo peor es que puede que los dos tengan razón. Enfrentamiento presentado en bandos envueltos en sus banderas, patrones de perfil bajo y queriéndole pasar por encima ya a quién sea. Hay quien habla de violencia gratuita, pero esta nos va salir bastante cara. Palos de ciego, palos de locos, palos de siempre salta un cojo, y palos que ya son tantos que no caben en las ruedas. Palos unilaterales, palos al DUI, ¡al palo!, palos por la independencia, palos hasta en el carnet de identidad, y mira que todavía lo tenemos en común. Palos en los pasaportes. Palos recibidos a nivel internacional. Palos que amoratan las banderas y las consciencias. A negociar se aprende cuando se entiende que la única forma de ganar mucho es estando dispuesto a perder un poco. Que no es lo mismo ganar que arrasar. Y una vez que informáticamente todo estaba desactivado, no hubiese estado mal conformarse con quedar en vez de contento, satisfechos. Entenderse por el bien común, ser capaz de dar el brazo a torcer, en lugar de retorcerle a la fuerza el brazo al otro. La violencia no solo des legitima, sino que en esta caso también te retrata. Y es que hablando de retratos, no se puede ser más torpe que darles estas bochornosas fotos, que son las que más querían. Dejaron un pastel de mierda en tu puerta, tenía forma de mierda, olía a mierda, te dijeron que era mierda, y sorprendentemente decidiste que lo mejor era comérselo. Coma mierda patrón, pero no pretenda que el pueblo miremos sin cara de asco.

La hoja de ruta está marcada, para la Independencia: Plata o plomo. Y mandaste a tus mejores hombres y mujeres a la peor de las encerronas, guardias y policías con la orden de cargar contra gente, el pueblo, contra ancianas y colegios. Y mientras, los mocitos felices, de fondo, de convidados de piedra. Y es que no es ninguna sorpresa que aunque la irresponsable orden de arriba era que todos a una, al llegar el momento de cumplir la torpe orden judicial, cumplieron guardias y nacionales, pero el mosso, el mosso responde al Régimen, policía de juez y parte, el mosso siempre descuadra. Un referéndum que dices que no existió pero que te han ganado en la puta cara. Una cara destrozada, que hasta este momento podías llevar alta, por llevar cierta razón, por defender la legalidad, los procesos y la democracia, pero que desde el primer palo al alma de la pacífica convivencia, la perdiste por completo. Cara que se te debe haber destrozado al caerse de golpe y porrazos de vergüenza. Sistema parlamentario, que ahora es ya parlamentable, de espectáculo dantesco, de mingo, y de vergüenza. Yo creía que hasta ahora el arreglo de este circo solo costaría dinero, dinero y más dinero. Y te pido catalán que por favor no te ofendas, pero es que solo en dinero, prepotencia, y soberbia estaba basada hasta el domingo esta tu independencia. Pero ahora estoy contigo, esta forma de operar, a patadas y maltrato ha convertido tu causa en causa digna de honor, de respeto y de decencia. Mira que sé que llevas siendo todo el tiempo muy tramposo y que cruzabas los dedos para obtener Plata y Plomo. Pero hoy vivo desolado porque andaba preparado para pelear que no te dieran tanto de la primera pero nunca imaginé que fuesen tan torpe de cambiártela por tanto de lo segundo. Tristeza, pena, impotencia, creo que tengo hasta una “mijita" de represión posparto. “Posparto” la sociedad, “posparto” la convivencia, “posparto” la cara a palos, “posparto” el país en dos. Y cuando escucho de este lado ¡a por ellos!, veo banderas con el pollo, y quien se alegra de esto, te juro catalán mío que si esto al final se parte, no quiero estar de este lado si estos serán mis amigos, mejor te pido sisplau llévame contigo.

Independencia SA consiguiendo su mejor plan de negocio. Blanqueando todo un proces que hasta ahora era una opereta en negro. Un cartel de Marianín enterrando urnas y dignidad, y calentándose mucho quemando las papeletas. Que a través del “yo te pego pero a mi me duele el doble” pretende hacer que se quede a aquel que perdió el amor de nunca usarlo. Piqué quédate, Ferreras perdónalos, basta de violencia y caldear la situación, basta de pisar un sistema representativo traficando con dolor, y comprando muy caro, quizás demasiado, con víctimas tu s asambleas. “M´ijo" juguemos a enamorarnos, no sean más gonorrea, que ni Rey, Ni Cup, ni Rajoy, este cartel ya ha caído. Aquí hace falta un cartel nuevo. Para evitar una independencia que a todos nos costará demasiada Plata y demasiado Plomo.

Ajolá pronto entendamos que quien maltrata no es España sino este centralísimo y descentrado Gobierno. Porque España es el fuego que arde tu piel, el agua que mata tu sed, y Cataluña el castillo, la torre, y el sen. Escondamos la espada que guarda el caudal. Porque tuyo es el aire que respiro yo, y la luz de la luna en el mar. Tu garganta la ansio mojar, y ojalá seamos capaces de ahogarnos de amor. ¿Y cuales deseos me vas a dar? Y dices tú: mi tesoro, basta con mirarlo y tuyo será, y tuyo será.

Fdo: un charnego desde esta Andalucía que hoy es catalán, deseando que llegue el día en el que nos enamoremos de nuevo todas las Españas.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?