Lunes, 30 de Noviembre de 2020

Otras localidades

CASO CURSACH

Un testigo afirma que le obligaban a ceder su local para fiestas con políticos

Apunta a la presencia del expresidente del PP de Palma, José María Rodríguez y del exalcalde de Llucmajor, Joan Jaume

Un testigo afirma que le obligaban a ceder su local para fiestas con políticos

EFE

El levantamiento del secreto de sumario del caso de la Policía Local continúa arrojando declaraciones de empresarios presuntamente extorsionados por la Patrulla Verde. El testigo protegido número 16 afirma que estaba obligado a ceder su local para fiestas y eventos a los que asistían agentes, políticos, funcionarios y empresarios en los que tenía la orden de dispensar bebidas y comida gratis. Asegura que entre los asistentes figuraba el exalcalde de Llucmajor, Joan Jaume, el expresidente del PP de Palma, José María Rodríguez y así como un político de Campos y otro de Andratx de los cuales no revela el nombre.

La declaración de este testigo ante el juez está incluida en el extenso sumario cuyo secreto se levantó la semana pasada. En su comparecencia explica que tras adquirir un local nocturno en Palma comenzaron las inspecciones de la Patrulla Verde. Los agentes cobraban entre 200 y mil euros a cada establecimiento para retirar las sanciones ordenadas, según dice, por el jefe de la Patrulla Verde Gabriel Torres.

Según su declaración, estaba obligado a asistir a las fiestas y eventos que se preparaban en su local a las que asistían políticos, empresarios, agentes y funcionarios. Entre ellos, según declara, José María Rodríguez que junto con un empresario del sector textil le ofreció hacer de intermediario en la venta de marihuana durante un encuentro en la casa de este empresario. Según continúa en su relato, la cocaína que circulaba en las fiestas que se celebraban en su local eran traídas por dos de los agentes de la policía local imputados.

No solo se dedicaban a cobrar sobornos, sino que también traficaban con armas y con los locales que coseguían tras extorsionar a sus propietarios, a los que amenazaban para abandonar su negocio. Cuando a un empresario de su entorno le interesaba un local, se ocupaban de hacerle la vida imposible al dueño para echarle y quedarse con el negocio. El testigo 16 también señala que alguos agentes organizaban fiestas en locales de striptease para carteristas que actuaban en Playa de Palma a los que garantizaban que la policía no actuaría en su zona.

La Ser se ha puesto en contacto con José María Rodríguez que se ha remitido a las declaraciones que efectuó después de su última declaración ante el juez, en las que negó haber acudido a prostíbulo alguno y haber consumido drogas o alcohol. Rodríguez recuerda que presentó ante el juez análisis clínicos realizados en los últimos años para ratificar sus palabras y cuestiona la objetividad de la instrucción.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?