Últimas noticias Hemeroteca

La Junta protege como Monumento el Monasterio de San Jerónimo de Baza

Fundado en los primeros años del siglo XVI, este complejo patrimonial es representativo del tipo de edificios que se levantaron tras la conquista cristiana del Reino de Granada

Antigua iglesia de San Jerónimo de Baza /

El Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía aprobó este martes la inscripción del antiguo Monasterio de San Jerónimo de Baza, con la tipología de Monumento, en el Catálogo General del Patrimonio Histórico de Andalucía.

El conjunto, muy transformado a partir del siglo XX, fue sometido a una rehabilitación parcial en una primera fase que permitió que la iglesia fuese abierta recientemente al uso público como espacio cultural. Esta catalogación consolida la pervivencia del resto de espacios monumentales cara a futuras intervenciones de restauración muy esperadas desde hace años en la ciudad.

Este nuevo avance en la protección de San Jerónimo como Bien de Interés Cultural (BIC) con la tipología de Monumento se adopta a instancias del Ayuntamiento de Baza que inició su tramitación para favorecer su conservación. Una vez conocida esta designación el Ayuntamiento confía en que el Gobierno del Estado contribuya a la conservación de este patrimonio monumental subvencionando el proyecto de rehabilitación presentado a la convocatoria del 1,5% Cultural.

Fundado en los primeros años del siglo XVI, este complejo es representativo del tipo de edificios que se levantaron tras la conquista cristiana del Reino de Granada. El conjunto se conserva actualmente tras las numerosas transformaciones y destrucciones experimentadas a lo largo de su historia, principalmente debidas a partir del siglo XIX con la ocupación francesa y las desamortizaciones eclesiásticas. Entre sus elementos destacan la iglesia, algunas dependencias monacales y una fábrica de harinas instalada a principios del siglo XX, que también se incluye en el régimen de protección por su interés patrimonial.

El conjunto de iglesia y monasterio ha sido objeto de recientes intervenciones, tanto de rehabilitación como de conservación. En 2015 finalizó la primera fase de rehabilitación de la iglesia que realizó la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento bastetano con un presupuesto que superó los 1, 5 millones de euros. En el último año, el consistorio ha invertido 105.000 euros en la ejecución de trabajos de emergencia y protección del monasterio, que consistieron en labores de limpieza, desbroce, desescombro manual y apuntalamiento de las partes que se encontraban en peor situación y que podían caer, entre las que se encuentra una parte de la fábrica de harinas. Y en la segunda la instalación de una cubierta provisional.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?