Miércoles, 28 de Octubre de 2020

Otras localidades

CurioSERando: El aeródromo de Alcázar de Cervantes

Esta semana hablamos de un espacio que aún conserva la toponimia: el aeródromo. Desconocido por la mayoría de vecinos y con potencial divulgador y turístico en el caso de ser recuperado

Esta semana en "El Radioarchivo" de Paco Atienza se hablaba de una efeméride, la del bombardeo de Alcázar de San Juan en el año 1937 a la población civil por parte de la Legión Cóndor, sin que se sepa aún a día de hoy las razones de dicho bombardeo. En esta ocasión, hablamos, en sincronía entre las secciones de Ser Alcázar, de un espacio que aún conserva la toponimia: el aeródromo.

¿Dónde estaba ese aeródromo?

Aeródromo de Alcázar / Barragán y Sánchez

Situado en la carretera CM-400 (Dirección Tomelloso) en el pk 100.5, se asoman un montón de piedras que hasta hace bien poco eran la entrada de un refugio de doble entrada de lo que supuso un aeródromo de la Fuerza Aérea Republicana desde mayo de 1937 hasta diciembre de 1938, con el BT-8. Su pista de aterrizaje ocupaba una extensión de algo más de un kilómetro de longitud y además del refugio, contaba con un depósito de bombas de casi 450 m3 y tres casetas para servicios a partir de casas de labor reutilizadas. Si husmeamos un poco en los mapas de Alcázar, a 5 kilómetros del casco urbano hay una zona conocida como El Aeródromo. Este es el lugar. Y encierra una muy curiosa historia.

¿Quién ocupó dicho aeródromo?

Polikarpov I-15 / Revista Aeroplano

Según el estupendo trabajo de Bruno Barragán y Carlos Sánchez, localizaron datos de su uso en el Archivo del Ejército Rojo de Moscú. Poco antes de los bombardeos de la Legión Cóndor, en febrero de 1937, se sabe de la estancia de la 1ª Escuadrilla de los Polikarpov I-15, unos aviones conocidos como chatos, gaviotas, curtiss o natachas. Se trataba de unos cazas con dos ametralladoras que los soviéticos suministraron a la Fuerza Aérea Republicana durante la Guerra Civil Española. En concreto en Alcázar de San Juan (o de Cervantes, como se conocía por aquel entonces) estuvieron 16 de estos aviones al mando del Iván Kopets. Eran cuatro escuadrillas (Alcázar, Almería, Guadalajara y San Javier) y los pilotos que estaban en Alcázar eran todos soviéticos.

¿Quién fue Ivan Kopets?

Ivan Ivanovich Kopets era el comandante de las cuatro escuadrillas de estos chatos. Era un piloto de cazas soviéticos del Ejército Rojo, destinado a España y condecorado Héroe de la Unión soviética en 1937. Llega para luchar en los frentes de Madrid y Aragón, y como decíamos, era el responsable del escuadrón Zotsenko del aeródromo de Alcázar. En su hoja de servicios tiene seis derribos de aviones y más de doscientos servicios de guerra.

Junto a él lucho el conocido como Demonio Rojo, el piloto Jesús García Herguido, un héroe de guerra republicano que comenzó a trabajar como mecánico en la compañía de ferrocarriles MZA (De Madrid a Zaragoza y Alicante). Esta compañía fue constituida por el Marqués de Salamanca, gran amigo de Juan Álvarez Guerra y fue una de las razones por las que el tren pasó por Alcázar. Jesús García Herguido trabajó en una de las locomotoras de esta compañía en Alcázar, en concreto una llamada “La Mecánica”. Tenemos aquí una doble conexión alcazareña bastante curiosa. Kopets tuvo un final dramático. Fue ejecutado por los alemanes en 1941, años después de abandonar el frente español.

Croquis aeródromo Alcázar / Barragán Sánchez

 ¿Cómo se construye el aeródromo de Alcázar?

En el Archivo General Militar de Ávila existe un documento de febrero de 1937 en el que se enumeran todas las actuaciones llevadas a cabo en el aeródromo de Alcázar. Utilizan tres máquinas aplanadoras para el firme, abren una carretera de 400 metros de acceso al aeródromo (aún se conserva el trazado) y construyen nueve refugios subterráneos en forma de L. Como vienen las cantidades, se puede saber que la carretera costó 6000 pesetas y los refugios 1620 pesetas. También adaptaron las casas de labor de la zona, poniendo hormigón, se tiraron unos pesebres y las blanquearon adecuadamente. Las tres casas se usaron para lo siguiente: una de vigía, otra de estancia para los pilotos y la tercera para almacén de materiales de guerra.

Otras acometidas fueron las de construir hornillos para calentar agua destinada a los aviones, reparar la carretera de Tomelloso y poner luz y teléfono para las casas. El teléfono servía para hablar con la propia central de teléfono o con el cercano campo de aviación de Villafranca de los Caballeros. Como curiosidad, en esas casas había una iglesia que usaron como garaje, tirando los muros que la rodeaban, usando las piedras para sujetar el firme de acceso al aeródromo.

¿Qué función tenía el aeródromo?

Parece ser que el aeródromo funcionaba de forma esporádica, como espacio utilizado para mover unidades desde Albacete o Valencia hasta el Oeste de Ciudad Real, donde repostaban o eran reparados. Su cercanía a Alcázar, que muy frecuentemente era visitada por bombarderos del bando nacional, motivó que no se utilizase de forma permanente. En julio de 1937 fue bombardeado pero pocas referencias se conocen de él. Existe un libro de la Biblioteca de Autores Manchegos de lectura imprescindible: “Los campos de aviación en la Guerra Civil en la Provincia de Ciudad Real” de Bruno Barragán y Carlos Sánchez.

 

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?