Últimas noticias Hemeroteca

Sábado, 30 de Mayo de 2020

Otras localidades

Residuos

Qué hace este yogur coreano en una playa de Lanzarote

Los voluntarios recogen cada fin de semana miles de kilos de basura que llegan a Lanzarote de todas las partes del mundo

Yogur coreano encontrado en una playa de Lanzarote.

Yogur coreano encontrado en una playa de Lanzarote. / MJC Ambiental

La basura realiza un largo recorrido antes de llegar a las costas de Lanzarote. Los voluntarios de Lanzarote Limpia y MJC Ambiental recogen cada fin de semana miles de kilos de basura que llega a las playas de la isla de los volcanes, arrastrados  por las corrientes del norte. Desde un yogur coreano hasta el casco de un marinero japonés, pasando por una lata de Coca Cola del los Juegos Olímpicos de Barcelona del 92. Son solo algunos ejemplos más increíbles de la basura que encuentran en las playas de la isla de Lanzarote, contaminando el medio natural durante décadas.

Cada temporada los voluntarios recogen entre 4.500 y 6.000 kilos de basura tan solo en el Archipiélago Chinijo. "Hemos visto televisores, Barbies, carritos de la compra, somieres", explica una de las voluntarias de MJC Ambiental. "Lo que menos te imagines te lo puedes encontrar en el mar", añade. "Hemos visto incluso cascos con nombres de marineros japoneses", sin duda, una de las cosas más insólitas. Aunque lo más grave para Lanzarote Limpia es la enorme presencia de "piche" o "asfalto" en la arena y las rocas de la costa norte.

"Lo que más nos encontramos son tapones de plástico y lo más triste son los animales atrapados en redes de pesca, sobre todo las tortugas y aves atragantadas por plásticos", explican dede Lanzarote Limpia. También han econtrado yogures de venta en Canadá o Corea que han hecho un largo viaje hasta llegar a Lanzarote.

Colectivos como Lanzarote Limpia desarrollan un trabajo muy valioso en la isla retirando toneladas de basura cada año. MJC Ambiental, además, desarrolla una actividad pedagógica en los centros escolares para concienciar a los más jóvenes sobre el valor de la Reserva de la Biosfera que protege a Lanzarote y los peligros de los microplásticosLa mayor parte del plástico no se degrada nunca. Solo se fragmenta en trozos más y más pequeños, pero sigue ahí. Estos microplásticos acaban en las pescaderías, en el estómago de los animales, pasando al organismo humano a través de la cadena trófica de los alimentos.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?