Últimas noticias Hemeroteca

Ni tan mal

La Real Sociedad saca un positivo empate de Mestalla contra el Valencia (0-0) en un partido en el que completó una buena primera parte para sufrir un bajón en la segunda. Illarra, Zaldua y Navas acabaron lesionados

Januzaj pelea por un balón con el valencianista Piccini / ()

Ni tan mal. Eso es lo que se puede decir del empate de la Real Sociedad en Mestalla contra el Valencia. Porque los donostiarras han sufrido mucho para coseguir sumar un punto de Valencia, tras un partido durísimo, muy disputado y en el que fue de más a menos, teniendo que lamentar incluso tres lesiones de jugadores importantes para Imanol Alguacil. Así que hay que valorar el punto logrado como algo muy positivo, porque los realistas acabaron estando a merced de un Valencia que tampoco supo aprovechar esa concesión, y la Real dejó escapar una gran oportunidad para terminar la jornada en puestos europeos.

Lo cierto es que la primera parte de la Real fue muy interesante. Bien jugada, teniendo la pelota, siendo más y mejor que el Valencia, con alguna opción de remate aunque con escaso acierto en el último pase. Una primera parte de las que dejan buenas sensaciones fuera de casa y que esperas sea rematada tras el descanso. Y eso que no era el día ni de Oyarzabal, ni Willian José, ni Mikel Merino. Los tres lejos de su nivel, sólo podían trabajar por el equipo, pero sin brillantez. Y eso hacía resentirse en los últimos metros a los donostiarras. Sólo Januzaj parecía tener algo de lucidez en la banda, tanto la izquierda como la derecha. Insuficiente.

Aunque quien merece ser digno de mención es Theo Hernández. Fue el mejor del partido, sacando a relucir un despliegue físico imponente e impresionante. Fue lo único a lo que se agarró la Real en su pobre segunda parte, en la que fue metiéndose cada vez más atrás, hasta acabar demasiado lejos de la portería valencianista como para hacerle daño. Eso sí, el Valencia tampoco generó ocasiones claras, salvo dos balones laterales a los que no llegó Rulli y estuvieron a punto de costerle un buen disgusto. La Real, consciente de que no estaba bien con balón, apretó los dientes para conseguir ese punto, y lo acabó pagando caro, con las lesiones de Illarramendi (molestias en su aductor derecho), Zaldua (golpe en el muslo derecho) y Raúl Navas (indisposición). En fín, ni tan mal para cómo fueron las cosas en Mestalla.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?