Últimas noticias Hemeroteca

Café con bollo a un euro, la nueva puerta de entrada al laberinto del juego

  • Asociaciones vecinales y para la prevención de la ludopatía advierten de la nueva fórmula que utilizan las casas de apuestas para atraer a nuevos jugadores
  • Responsables de estas casas de apuestas dicen que es una forma de "cubrir las pérdidas" que puedan tener

imagen de archivo / ()

Café con bollería un euro, desayuno completo con zumo dos, una pizza y dos tercios de cerveza siete. Este es ahora el reclamo de las casas de apuestas para atraer nuevos jugadores a sus locales. Jueves a las diez y cuarto de la mañana, en el distrito de Vallecas uno de estos locales de juego reclama desde la calle nuestra atención con una pizarra en la que nos ofrecen un "menú desayuno" de café y bollo por 1 €.

Abrimos la puerta y desde la barra nos invitan a entrar. Lo hacemos y al frente vemos la barra con dos vitrinas inmaculadas. Se nota que hace poco que las han puesto. En una, los pinchos preparados ya para la hora del aperitivo. En la otra, al lado de la cafetera todo tipo de bollos para el desayuno, madalenas, donuts, croasán, napolitanas...

Acaban de abrir pero ya hay gente jugando a la ruleta y a las tragaperras. Pedimos un café rodeados de pantallas de televisión con partidos de fútbol y baloncesto, máquinas táctiles con todo tipo de apuestas fúbol, boxeo, galgos... podríamos apostar a cualquier cosa, hasta con el Ibex 35 si quisiéramos.

Isabel Salvador

El local está completamente aislado. No entra luz ni ruido de la calle. La sensación acústica es la de entrar en una sala de cine en la que solo se escuchan el sonido de la máquinas, como si fuera la banda sonora de la película.

El mismo camarero que nos pone el café nos invita a entrar en la zona en la que están las ruletas y todo tipo de tragaperras. En una de ellas, a esa hora de la mañana, un "veinteañero" sentado en un sillón echa monedas con una mano, mientras se come una napolitana con la otra.

Mejor que hacer botellón en la calle

"Por la mañana los desayunos a un euro, para jubilados, parados y amas de casa, por la tarde pizza y cerveza a precio de coste, para los más jóvenes". Silvia González de la Federación Regional de Asociaciones Vecinales y María José García de la Asociación de Vecinos de Puente de Vallecas llevan mucho tiempo pidiendo a la Comunidad de Madrid que frene la proliferación de estas casas de apuestas con poco o ningún resultado.

El problema es que ahora, están adoptando la forma de bares, y se están convirtiendo en la "alternativa de ocio barato para los más jóvenes". A los jóvenes les sale más barato ahora tomarse un cerveza en estos locales, que pasar frío en la calle de botellón esperando a que llegue la policía".

Por eso se lamentan, esta forma de ocio se está normalizando en muchos barrios, porque no está mal visto, aunque en realidad sea un coladero para que los más jóvenes terminen entrando en el laberinto del juego". "No consiguieron traer Eurovegas, pero han convertido los barios más vulnerables en Las Vegas".

Fuentes de la consejería de Economía aseguran a la SER que en este momento no se plantean más limitación que la de controlar la entrada a los menores de edad, mientras el Ayuntamiento de Madrid cree que detrás de esta doble actividad están las licencias como "barra degustación" que concede la Comunidad donde cabe "casi todo".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?