Últimas noticias Hemeroteca

Lunes, 14 de Octubre de 2019

Otras localidades

Las kellys se concentrarán este domingo "porque todo sigue igual"

La sobrecarga de trabajo no ha hecho más que aumentar, con la nueva oferta hotelera a los clientes de suspender durante días la limpieza de las habitaciones, que luego se acumula

Imagen de la concentración llevada a cabo por las kellys en agosto del año pasado ante el Ayuntamiento de Alicante. /

Las kellys, las camareras de piso de Alicante, se concentrarán este domingo por la tarde en la plaza del Ayuntamiento, secundando una protesta que se llevará también en otras capitales turísticas españolas.

Creen que a pesar de su labor reivindicativa y de los aparentes logros conseguidos con el reciente reconocimiento de ciertas enfermedades laborales, "las cosas siguen igual que en años pasados".

La sobrecarga de trabajo no disminuye, pese a que la patronal hotelera exhiba cifras que constatan que se ha reducido en un 12% la externalización en el ámbito de las camareras de piso.

En verano, denuncian las kellys, el número de habitaciones aumenta y también el de ocupantes, pero los tiempos para realizar la limpieza no se acortan. Siguen teniendo que responder con el llamado "sistema de créditos", que agrupa por 15 o 20 minutos el tiempo destinado a adecentar las habitaciones y que llega a ser de 27 y 28 diarios.

Pero además, se ha empezado a poner de moda una nueva práctica por parte de los hoteles, explican. Bajo la consigna del ahorro y la sostenibilidad posibilitan al cliente, a cambio de descuentos o servicios gratis del hotel, mantener la habitación sin limpiar ciertos días. Esto provoca que al cabo de dos o tres días, el tiempo para asear esas estancias se multiplique, explica María Fresneda, portavoz de las kellys de Alicante.

Otra cuestión que parecía haberse resuelto y no lo ha hecho es el de las enfermedades profesionales reconocidas en un reciente decreto del gobierno. Pero la realidad es que las mutuas siguen sin considerarlas así y derivan casos de túnel carpiano, bursitis y de tendinitis en el codo a los médicos del centro de salud, como si fueran enfermedades comunes.

Derivada de esta cuestión, su tercer caballo de batalla: que se anticipe la jubilación para una profesión que a los 58 años ya no puede ser físicamente asumida con el ritmo que se exige. Y por todo ello, se darán cita a las puertas del ayuntamiento de Alicante este domingo.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?