Últimas noticias Hemeroteca

Viernes, 20 de Septiembre de 2019

Otras localidades

Hasta 1.000 personas en Aínsa, contra el lobo y el oso

Finalmente han sido 55 las organizaciones que han secundado la protesta a favor de la ganadería extensiva en el Pirineo

Un millar de personas de Aragón, Cataluña, Navarra y Francia se han manifestado hoy en Aínsa (Huesca) para rechazar la reintroducción del oso y del lobo en el Pirineo debido a su "incompatibilidad" con la actividad tradicional de la ganadería extensiva.

Los manifestantes, pertenecientes a 55 sindicatos, organizaciones agrarias y rurales, han recorrido las calles de la población con una pancarta con el lema, en francés y español, "Por la defensa de nuestros pueblos y la ganadería extensiva".

Al término de la marcha, los portavoces de las distintas asociaciones convocantes han leído un manifiesto para denunciar la falta de un apoyo "real" de las administraciones a la ganadería extensiva y la existencia de "ataques constantes" al sector por la presencia del oso y del lobo en bosques y zonas de pasto.

Según han explicado, "existe una total falta de sensibilidad desde las políticas europeas, nacionales y autonómicas que, lejos de sumar apoyos, incorporan una dificultad detrás de otra".

A juicio de los afectados, la convivencia del lobo y el oso con la ganadería extensiva no sólo es "imposible" sino que el sector necesita de compensaciones económicas debido a su "escasa rentabilidad económica" y a su "alta rentabilidad medioambiental".

Los manifestantes han destacado que la ganadería extensiva es "fundamental" para la pervivencia de los pueblos, como un modelo de lucha contra la despoblación, para el mantenimiento del medio natural y como base para la producción de alimentos naturales.

El manifiesto de esta plataforma de asociaciones, que ha programado nuevas concentraciones en Navarra, Francia y Cataluña, reivindica sacar al oso y el lobo de las zonas de ganadería extensiva y establecer un protocolo de actuaciones con las administraciones para los afectados por los ataques de estas especies.

Reclama, además, que la administración se haga cargo de los costes económicos de los daños de forma "ágil y simplificada" y que informen al sector de la localización exacta y tiempo real de estas especies salvajes.

Los afectados demandan, asimismo, una "respuesta clara" de los gobiernos de Francia, Navarra, Aragón y Cataluña sobre la posibilidad de captura y retirada de los ejemplares de oso y lobo existentes en el Pirineo, así como una declaración en apoyo de la ganadería extensiva.

Solicitan de estos gobiernos que en sus respectivas estrategias contra la despoblación incluyan que la falta de apoyo a la ganadería extensiva puede tener "consecuencias irreversibles y muy graves" para el asentamiento de población en el medio rural.

El escrito conjunto de todas las asociaciones convocantes urge a las administraciones a "diseñar, coordinar y consensuar" con representantes de las organizaciones ganaderas medidas de apoyo al sector, y facilitar el uso de sistemas de "autodefensa y protección" ante posibles ataques inesperados "que pueden poner en riesgo a las propias personas".

Consideran sus responsables que las medidas planteadas se dirigen a mejorar la rentabilidad de la producción, favorecer la incorporación de jóvenes al sector y propiciar el mantenimiento de la población en el medio rural".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?