Últimas noticias Hemeroteca

Jueves, 19 de Septiembre de 2019

Otras localidades

Dos dimisiones en la gestora de Podemos descabezan el partido en La Rioja

Los dos miembros de la gestora, a través de un comunicado, dicen que se van para no ser complices de un chantaje y dejan todo en manos del Consejo de Coordinación Estatal

La dimisión de dos cargos del equipo técnico de Podemos La Rioja deja a la formación morada descabezada en la región. Una decisión que no afecta al gobierno de la rioja y que únicamente tendrá efectos en la gestión interna de la formación morada.

La diputada y consejera de Podemos, Raquel Romero, sigue manteniendo su apoyo al ejecutivo de la socialista Concha Andreu. De hecho Romero ha señalado que será consejera hasta que se convoque una Asamblea Ciudadana que decida los órganos legítimos de participación y que determine quién será la consejera.

El Equipo Técnico, ya inexistente, había dado por roto el acuerdo con los socialistas. Una decisión que también afectaba a dos ayuntamientos riojanos (Logroño y Haro), donde las concejalas de Podemos quedan a expensas de tomar su propia decisión. No obstante ya han anunciado que no facilitarán los gobiernos municipales al Partido Popular.

Una gestora

Hasta el momento, Podemos La Rioja estaba dirigido por una gestora formada por cinco personas. Dos de ellas en calidad de observadoras por sus cargos de concejalas en Haro y Logroño (Amaia Castro y Arancha ) y otros tres con derecho a voto.

Estos eran el ex secretario general del partido, Kiko Garrido, el ex secretario político, Miguel Reinares, y la diputada y consejera, Raquel Romero. Tras la pugna entre ellos por el reparto de cargos en el actual gobierno de La Rioja y la decisión de concha Andreu de avalar a la diputada, quienes han anunciado su dimisión son Garrido y Reinares. Ambos piden a Podemos Estatal que se haga cargo de la situación.

Carta íntegra

Carta abierta de Podemos La Rioja a sus inscritas e inscritos

Queridas compañeras, queridos compañeros:

En las últimas horas vivimos, como formación política, horas difíciles y convulsas. Un momento complejo que merece ser compartido con todas y todos en un ejercicio honesto de rendición de cuentas y transparencia, activos que constituyen nuestra manera de hacer política.

Hemos llegado hasta aquí con mucho esfuerzo, con mucha dignidad, con ética política y con respeto debido a los órganos estatales y autonómicos de nuestro Partido. Hemos sorteado las dificultades y las vicisitudes de un devenir complejo de entender y de explicar. Siempre tuvimos presente que la buena política es aquella que asume y cumple las normas, que se juega en un terreno de campo que nunca puede ser traspasado. Y ser parte de Podemos, ser su dirección, conlleva un esfuerzo añadido en el cumplimiento de los estatutos, los reglamentos y los órganos del Partido.

Debemos asumirlo. El pasado mes de mayo, Podemos no obtuvo un buen resultado electoral. Quizá influyó el desencanto de la mayoría por nuestras disputas internas, la imposición de una candidata desconocida y desconocedora de la realidad autonómica de La Rioja; y un contexto estatal poco favorable para unas Elecciones autonómicas más exitosas.

Pese a todo ello, el resultado electoral dio a Podemos una posición estratégica con la que abrir un tiempo de nueva democracia, de progreso y de oportunidades para las riojanas y los riojanos. Un tiempo de izquierdas con el que canalizar la aspiración colectiva y el anhelo de cambio democrático de nuestra tierra.

Con nuestra posición parlamentaria y con esta responsabilidad, abrimos un proceso de conversación y de negociación con el Partido Socialista a fin de alcanzar un acuerdo programático y político para un Gobierno de contribución al progreso. Fue el mandato que nos otorgaron los riojanos.

Conscientes de que nuestros conocimientos y capacidades no eran todo lo amplio que se debiera y a propuesta de nuestra diputada autonómica, decidimos contar con la colaboración de un grupo de compañeras y compañeros de Castilla-La Mancha: Francis Gil como ideológico destacado, Mario Herrera como brazo ejecutor y Axier Amo como periodista encargado de las relaciones con los medios. Compañeros de partido que accedieron a colaborar.

Pero algo cambió durante el proceso. La diputada autonómica y los negociadores centraron la negociación en la consecución de un conjunto de puestos en la Administración autonómica, solicitando entonces al Partido Socialista de La Rioja la cesión de una vicepresidencia y dos consejerías en el Gobierno de progreso.

El Equipo Técnico, máximo órgano de dirección en Podemos, pidió a su diputada autonómica un cambio en la estrategia negociadora. Y pese a todo, Raquel Romero y los negociadores de Castilla La-Mancha consumaron su amenaza final: votaron contra la investidura de Concha Andreu, quien no accedió a la oferta planteada por Romero y los negociadores.

En el transcurso de la negociación parlamentaria fuimos descubriendo las verdaderas intenciones del equipo negociador: llegar a las instituciones de La Rioja para obtener una posición de poder con la que enfrentar a nuestra estructura autonómica con Podemos Estatal; y con el objetivo de conseguir remuneraciones económicas, porque Podemos Castilla La Mancha había perdido tras su salida del Ejecutivo de García-Paje.

En el tiempo entre negociación y negociación con el Partido Socialista, el equipo técnico decidió asumir en primera persona las conversaciones con el Partido Socialista. Presentamos entonces un documento programático, que hacemos público, para lograr un Gobierno de progreso con objetivos, líneas y medidas concretas para el cambio democrático, económico y humano que La Rioja necesita: Gobernar bien.

Abierta la segunda fase de negociaciones, Raquel Romero y los negociadores de Castilla La Mancha volvieron a exigir una vicepresidencia y una consejería. Nosotros nos plantamos. Era importante comenzar con lo programático.

Y aun con las primeras amenazas y los primeros chantajes por parte de Romero y de los negociadores de Castilla La Mancha para volver a tumbar la investidura de Andreu, nosotros nos plantamos. Aquellas lágrimas fueron de frustración, de desesperación y de rendición al no obtener beneficio personal y para los negociadores de Castilla La Mancha.

Siempre hemos tratado de dirigir la estrategia de Podemos desde los órganos de dirección, pero todo esfuerzo ha sido en vano.

La dirección de Podemos puso una línea roja a la estrategia de Raquel Romero: los negociadores de Castilla La Mancha tenían que abandonar La Rioja o al menos no entrar en la estructura del Gobierno de La Rioja. Por estabilidad institucional, por Salud democrática.

Romero aceptó la condición, pero propuso integrar al equipo de Castilla La Mancha en el Parlamento de La Rioja. La dirección de Podemos manifestó su discrepancia, pero respetó la capacidad de la diputada de conformar su propio equipo parlamentario.

El equipo técnico eligió a Nazaret Martín y Romero la respaldó como consejera de forma pública y privada. Existen pruebas documentales que garantizan esta afirmación.

El PSOE se felicitó y se congratuló entonces de que los negociadores de Castilla La Mancha no fueran a entrar en el Gobierno de La Rioja. Y aceptaron como un mal menor su entrada en el Parlamento de La Rioja.

Todo cambió en los días posteriores. Romero descubrió entonces que no tenía facultad para contratar personal en nuestro Grupo Parlamentario. Necesitaba la autorización de Podemos Estatal, algo que no tenía garantizado tras los enfrentamientos directos ocurridos entre la organización estatal y la propia diputada.

Exigió entonces que los miembros de Castilla La Mancha se integraran en la consejería de Martín, a lo que Martín no accedió. El equipo técnico de Podemos y Nazaret Martín querían conformar el equipo de acuerdo con las normas internas de Podemos: los cargos institucionales deben ser autorizados por la dirección del partido y el personal eventual, de carácter técnico, debía elegirse tras un proceso de selección abierto y libre, donde todos los inscritos y las inscritas pudieran postular su candidatura.

Raquel Romero lo rechazó y rompió el acuerdo del equipo técnico. Se opuso públicamente a la decisión tomada por unanimidad, ya que ella también había votado a favor del nombramiento de Nazaret Martín.

En una nueva reunión con el Partido Socialista, ambas formaciones llegamos a la conclusión de que era necesaria una nueva propuesta de nombramiento. El secretario general del PSOE puso entonces como condición que el nombramiento del equipo técnico estuviera avalado por Podemos Estatal. Y se lo dimos. El segundo nombre propuesto por Podemos La Rioja se decidió en un equipo técnico, válidamente convocado y legítimamente reunido; y estaba respaldo por Podemos Estatal. La reunión se convocó conforme a los estatutos y en una hora compatible con la toma de posesión de Concha Andreu. A la que algunos participantes de la reunión también asistieron.

Os hacemos partícipes del acontecer de estas últimas horas, pues ha sucedido una concatenación de conductas y actitudes impropias que dañan la democracia interna de Podemos y a nuestra auto organización autónoma y libre, que emana del derecho constitucional y de la propia legislación vigente en materia de partidos políticos.

En primer lugar, la diputada Raquel Romero suplantó a Podemos La Rioja a través de Axier Amo, uno de sus colaboradores, enviando un comunicado no oficial que ponía voz a la dirección de Podemos. Y se hizo con las cuentas sociales de nuestra organización, a las que no tenemos acceso.

En segundo lugar, entregó un documento falso a Concha Andreu, en el aseguró que Podemos La Rioja la nombraba Consejera. La presidenta de La Rioja bien lo sabe. Pese a ello, fue consciente del chantaje de Romero y el valor de su voto, y dio por válido el documento falso. Entonces anunció su nombramiento. El decreto publicado hoy en la edición del BOR consuma su decisión. Decisión libre pero decisión sin ética política. Gobernar sin respeto a Podemos, a su democracia y a sus órganos de dirección. Gobernar a cualquier precio, gobernar por gobernar.

Nos enteramos del nombramiento de Raquel Romero por los medios de comunicación. Nunca el PSOE contactó con nosotros en momentos previos a hacer pública su decisión. La lealtad y la cortesía institucional y política debieran prevalecer siempre.

Es un nombramiento poco honesto porque nunca nos llamaron para explicarnos su decisión, poco ejemplar porque vulnera la ética política y las normas de buen Gobierno que nos dimos en Podemos, un nombramiento poco funcional quedeja desactivada la acción parlamentaria de Podemos.

Solo tenemos una diputada autonómica, también consejera, que deja huérfana la acción política de Podemos. Gestionamos la cooperación, sí. Pero necesitamos seguir defendiendo el resto de políticas públicas que defiende Podemos, el resto de derechos de las personas que no están integrados en las competencias que recibimos. Nuestro asiento en el Parlamento hoy se queda vacío, dejando sin voz parlamentaria a nuestros inscritos, a nuestros movimientos sociales y a la necesaria labor de control y seguimiento del acuerdo político suscrito.

 

Hemos recibido chantajes, amenazas y mentiras con forma de dossier, cuyo contenido está lleno de propósitos hostiles y de calumnias sin contrastar. Ha existido en este tiempo mucha cloaca, mucha fontanería y muy poca responsabilidad. La política debe ser responsable con el sistema institucional y de autogobierno, y debe expresar un compromiso con el buen gobierno. En eso creemos y en esto nos mantenemos firmes.

Estamos cansados. No estamos dispuestos a ser cómplices del chantaje de Romero a Andreu ni del propósito de Francisco Ocón de destrozar Podemos. Es una coalición de ambiciones e intereses diferentes. No es una coalición de gobierno. Es una coambición de Gobierno.

El PSOE se apoya hoy en Raquel Romero para debilitar y fraccionar nuestra organización. Nada le viene mejor al PSOE que está situación.

No hay un Gobierno de Coalición, porque no hay Consejería de Podemos. Hay una consejera que no ha elegido Podemos. La ha elegido el Psoe, por lo tanto, hay nueve consejeros socialistas. Es un acto de transfugismo político sin precedentes en nuestra comunidad.

Seamos honestos: Raquel Romero es un mal menor. Sin embargo, las próximas horas son decisivas, cuando se conformen los decretos de estructura y se preparen los decretos de nombramiento de los segundos niveles. No será Romero quien logre el desembarco de los negociadores de Castilla La Mancha. El PSOE será su único responsable porque es el Consejo de Gobierno quien aprueba los decretos de nombramiento de las direcciones generales. El Consejero propone pero es el Consejo de Gobierno, como máximo órgano colegiado, quien aprueba finalmente esos nombramientos.

Será Francisco Ocón, el consejero con competencias en función pública, quien autorice los contratos de trabajo del personal eventual. El Consejo de Gobierno y Francisco Ocón serán responsables del desembarco de cargos institucionales y de personal eventual de Castilla La Mancha que prepara Raquel Romero. Son los consejeros socialistas los que tienen la decisión final. A ellas y ellos les pedimos que reflexionen. Serán ellos quien den luz verde al desembarco de los negociadores de Castilla La Mancha. Esos mismos que tumbaron una investidura y quisieron hacerlo una segunda vez.

Raquel Romero se ha apropiado de todos los cargos institucionales autonómicos de Podemos en La Rioja incumpliendo el Código Ético de Podemos. Un compromiso ético es lo que nos diferencia del resto de partidos, es la garantía de que nuestra gente no se corrompe, no utiliza las instituciones en su beneficio y asegura una gestión honesta y beneficiosa para la ciudadanía.

Lo decimos alto y claro. Los cargos institucionales deben ser ratificados por la Dirección de Podemos y el personal eventual debe ser nombrado tras un proceso de concurrencia libre y abierto en Podemos. Así son las normas que nos dimos entre todos.

Nosotros nos vamos ya. Hemos recibido el aliento, el respaldo y apoyo de Podemos Estatal. Y le agradecemos de forma sincera su confianza. Pero ahora lo dejamos todo en manos del Consejo de Coordinación Estatal. Hacemos responsables de cuanto suceda al Consejo de Gobierno y al PSOE. No nos gusta esta forma de hacer política y esta política no es sana, ni honesta, ni ejemplar para La Rioja. No nos hicimos partido para convivir con todo esto.

Nos conocéis bien. Hemos dedicado a este proyecto nuestras vidas durante más de cinco años, renunciando a tiempo y espacio para nuestras familias y amigos. Intentamos hacer las cosas lo mejor que supimos. Con luces y sombras. Aciertos y desaciertos. Somos conscientes de nuestros errores, y queremos pedir disculpas por ello. Los éxitos colectivos los compartimos en su momento con todas y todos.

Os deseamos mucha suerte. Esta comunidad autónoma lo merece y su gente también.

Equipo técnico de Podemos en La Rioja

 

 

Temas relacionados

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?