Últimas noticias Hemeroteca

Martes, 12 de Noviembre de 2019

Otras localidades

Contaminar ¿sin control?

El 20% de los vehículos que no pasaron a la primera la ITV en Madrid en 2018 contaminaban más de lo permitido, seis puntos por encima de la media nacional

Un 40% de las furgonetas de reparto de última milla no realizan las inspecciones obligatorias según AECA

El 40% de las furgonetas de reparto no intentan pasar el control obligatorio de la ITV, según AECA. /

El 20% de los coches que no pasaron a la primera la ITV en Madrid en 2018 contaminaban más de lo permitido según datos del ministerio de Industria. Seis puntos por encima de la media nacional.

Coches, autobuses, motos, pero sobre todo furgonetas de reparto, que dejan a su paso una nube de humo negro que a simple vista,  le cuesta desaparecer en el ambiente en una ciudad que tiene en la contaminación que se respira uno de sus principales problemas.

Guillermo Magaz gerente de AECA-ITV,  asociación que reúne a la mayoría de estaciones de ITV del país, pone el acento en las furgonetas de reparto, las conocidas como de última milla. El 40% de ellas, con una media de 16 años de antigüedad, ni siquiera intentan pasar el control obligatorio de la ITV.  Simplemente no van.

De nada sirven las cámaras que la DGT utiliza en carretera para cruzar las matrículas y comprobar si lo han hecho cuando a diario circulan por ciudad. Pero además la multa, en el caso de que llegue, no tiene suficiente poder de persuasión. Por eso cree que debería haber más presión por parte de las administraciones locales.

Guillermo Magaz, cree que las administraciones debería ejercer un mayor control para evitar ese nivel de absentismo tan elevado. Para reforzar su argumento recuerda la operación llevada a cabo recientemente por la guardia civil en la que un 50% de los camiones que circulaban por la carretera "llevaban desconectados los sistemas anticontaminación porque les compensaba el ahorro en combustible".

Alberto Torres, supervisor de la ITV del Centro de Transportes de Madrid, a pocos metros de Mercamadrid, lo comprueba a diario. "Contaminan más, porque no tienen el coche a punto, aunque muchas veces se solucione con algo tan simple como cambiar una bujía". "El coche más antiguo no es siempre el que más contamina". Muchas veces, añade Mauro Rodríguez, director técnico del centro "los coches más nuevos, son los que más contaminantes".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?