Últimas noticias Hemeroteca

Viernes, 15 de Noviembre de 2019

Otras localidades

Cinco años y medio de cárcel para el vecino de Alcalá la Real que se fugó con sus tres hijos

Según avanza Europa Press, el Juzgado de lo Penal de Jaén lo condena por un delito de malos tratos habituales, otro de coacciones graves, coacciones leves, dos delitos leves de vejaciones injusta, delito de maltrato ocasional y otro de amenazas graves

Vista aérea de Alcalá la Real, donde vivía la familia. /

El Juzgado de lo Penal número 4 de Jaén ha condenado a cinco años y medio de cárcel a un vecino de Alcalá la Real, A.J.M.C., de 43 años, por fugarse a Portugal con sus tres hijos, de 11, 4 años y 19 meses de edad tras una discusión con su mujer en noviembre de 2017. Desde allí tenía incluso pensado embarcar con destino a Brasil, su país de origen, tal y como detalla Europa Press.

La sentencia también deja claro que el hombre llevaba 20 años maltratando a su mujer, por lo que además de la prisión, le retira durante 15 años la patria potestad de sus hijos y le impone la prohibición durante 13 años de entrada, estancia y residencia en Alcalá la Real, con la imposición de una pulsera de control telemático. También contempla la prohibición durante 18 años y medio de acercarse y comunicarse con sus hijos y otros 13 años más de alejamiento y comunicación con la madre. Así, se le condena por un delito de malos tratos habituales, un delito de coacciones graves, otro de coacciones leves, dos delitos leves de vejaciones injustas, un delito de maltrato ocasional y otro más de amenazas graves.

Hechos probados

En la sentencia que adelanta Europa Press se recoge como hechos probados que desde el inicio de la relación el acusado "ha ejercido un control absoluto sobre ella dentro y fuera del domicilio familiar, ubicado en una nave industrial". Éste impedía a la mujer tener contacto con sus familiares y amigos, borrándole los números del móvil y encerrándola en la nave con sus tres hijos.

Después, comenzó su relación con el mundo de las drogas, con continuas amenazas de muerte a su pareja llegando incluso a dormir "con una pistola debajo de la almohada".

Ya el mismo 20 de noviembre de 2017 cuenta la sentencia que el acusado discutió con su pareja y ésta optó por darse una vuelta para que se tranquilizara el ambiente, fugándose mientras el hombre con los menores. La mujer puso una denuncia y el hombre mientras se había llevado a los tres niños a Granada saltándose un control de la Guardia Civil e incluso rapando a las dos niñas para que no fueran identificadas. Después se marchó a Portugal y allí fue finalmente detenido dos días después cuando salía de hacer la compra en un supermercado portando en ese momento en el interior de su vehículo unos grilletes, tres armas cortas y una larga de un único cañón, así como 270.00 euros cuya procedencia no pudo acreditar.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?