Últimas noticias Hemeroteca

Sábado, 29 de Febrero de 2020

Otras localidades

LA HISTORIA DETRÁS DE LA CANCIÓN CON JOSÉ IBARRA

A Song of Joy: la versión en inglés del Himno a la Alegría de Miguel Ríos

Se cumplen 50 años de la versión que el propio Miguel Ríos hizo en inglés de su mega éxito en 1970: El Himno a la Alegría

A Song of Joy: la versión en inglés del Himno a la Alegría de Miguel Ríos

Getty Images

LA HISTORIA DETRÁS DE LA CANCIÓN #82. EMISIÓN 19/01/2020

ARTISTA: MIGUEL RÍOS

CANCIÓN: SONG OF JOY

AÑO: 1970

HISTORIA: 50 ANIVERSARIO DE LA VERSIÓN EN INGLÉS DEL “HIMNO A LA ALEGRÍA”

VIDEO: SONG OF JOY - MIGUEL RÍOS

Si en 2019 se celebró el 50 aniversario del “Himno a la Alegría” de Miguel Ríos, en 2020 vamos a rememorar en LA HISTORIA DETRÁS DE LA CANCIÓN el 50 aniversario de su versión en inglés, “A Song of Joy”, que se publicó en los primeros meses de 1970.

En el año 1969 Miguel Ríos se había ideologizado bastante, alineándose con los hippies, la filosofía de “haz el amor y no la guerra”, el pacifismo, las flores en el pelo y todo aquel buen rollito que un ultraderechista de hoy calificaría como “buenismo progre”. A uno de sus productores, Rafael Trabucchelli, se le ocurrió proponerle que adaptaran juntos al pop la Novena Sinfonía de Beethoven, y en concreto su cuarto movimiento, el que contenía la “Oda a la Alegría”, con letra del poeta alemán Schiller. En ese poema también se hablaba de hermandad, bondad y buenos sentimientos de unión para la humanidad, con un espíritu ilustrado y dieciochesco. Era buena idea unir las dos épocas. Se encargó el arreglo musical a Waldo de los Ríos y la adaptación al español de los versos de la “Oda a la alegría” fue obra de Roberto Pla. Lo grabaron con bastante miedo al fracaso, pero el éxito fue descomunal. Entre el verano y las navidades de 1969 la versión en castellano de la canción conquistó tanto al público español como al latinoamericano.

Ese éxito hizo que la compañía discográfica Decca propusiera que Miguel Ríos hiciera una versión en inglés para el público anglosajón. Cuenta Miguel Ríos en su autobiografía que él solo sabía decir por aquel entonces “I love you” y poco más, pero se atrevió. Para cantar le aconsejaron que escuchara a Sinatra; para el idioma le trajeron un profesor de Inglaterra, y un tal Ross Parker escribió la letra en inglés de “A song of Joy”. La grabaron en febrero de 1970, hace ahora 50 años, y la canción redobló el éxito conseguido el año anterior. Fue número 1 en Holanda, en Alemania, en Austria y en Canadá, número 9 en Francia, número 14 en Estados Unidos, número 16 en Inglaterra y en Irlanda… La revista Time Magazine lo llegó a comparar con Dean Martin.

La canción conectaba con el sino de los tiempos. Aunque eran tiempos de guerra fría, también en los sesenta y los primeros setenta, hasta las crisis del petróleo, hubo movimientos políticos y sociales que querían abrir las mentes y hacer del mundo un lugar mejor. Era el tiempo de mayo del 68, los contestatarios contra la guerra del Vietnam, la llegada del hombre a la Luna, el pacifismo, la lucha por los derechos civiles, la no violencia, los hippies y las flores en el pelo… Uno de los lugares donde se internacionalizó “A Song of Joy” fue la Expo de Osaka, donde Miguel Ríos estuvo invitado para interpretarla, y mucho antes de la era del videoclip, Televisión Española hizo un video con Miguel actuando en play back en medio de una exposición universal que, además, llevaba el lema de “por el progreso y la armonía de la humanidad”. Rollo buenista total, como se puede ver.

El pelotazo en todo el mundo fue notable, pero el de Estados Unidos fue más destacable aún, porque nunca antes un artista español había llegado tan lejos. Llegó a ser número 1 en una de las listas del Billboard: la de Easy Listening Music. Estuvo diez semanas en la lista de los cien singles más vendidos en Estados Unidos, algo que hizo que Miguel Ríos se hiciera millonario con esta canción. En su autobiografía, Miguel Ríos tiene la decencia de reproducir la salvaje crítica negativa que de su interpretación en inglés le hicieron en la revista por excelencia del rock’n’roll americano, Rolling Stone: “No es que Miguel Ríos no sepa cantar en inglés, es que no sabe cantar bien en ningún idioma… Hay que perdonarle esa pronunciación tan mala…” Crueles, muy crueles los de Rolling Stone. Sin embargo, para compensar, en la revista Time Magazine le hicieron una crítica muy positiva, alabando la versión en inglés “con acento” que Miguel hizo de Beethoven en ese disco.

50 años después de su estreno internacional, en LA HISTORIA DETRÁS DE LA CANCIÓN traemos hoy “A song of joy”, la versión en un esforzado inglés que en el año 1970 Miguel Ríos interpretó, según unos, o perpetró, según otros, del “Himno a la Alegría”

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?