Últimas noticias Hemeroteca

Martes, 02 de Junio de 2020

Otras localidades

Un camionero murciano por las carreteras de Europa en tiempos de confinamiento

Emilio en el interior de su camión

Emilio en el interior de su camión / Emilio Aparisi

Uno de los sectores de los que más se está hablando en la actualidad, junto a los sanitarios, los servicios de Emergencia y los agricultores son los profesionales del volante, los camioneros, y es así gracias a que están desempeñando una importante labor, casi humanitaria, puesto que están haciendo posible que los alimentos y las materias primas lleguen a sus destinos desde sus lugares de origen. Están expuestos, como los que más, al contagio del COVID-19, pero eso, como profesionales que son, no les ha frenado para salir a las carreteras del mundo con sus tráileres.

Emilio Aparisi es uno de estos cientos de anónimos camioneros a los que en estos días de confinamiento mundial pillamos lejos de su casa y por ende de sus familias, la suya en Calasparra. Él anda el camión de la empresa 'Transportes EuroCruz' recorriendo las carreteras del Reino Unido, concretamente hoy transitaba por Oxford camino de Birmingham, donde descargará parte de las 16 toneladas de lechugas que transporta en su remolque frigorífico procedentes de la huerta murciana, y es que según nos dice con orgullo "la región abastece a toda Europa". El resto de la carga tiene un destino muy cercano en la ciudad de Wigan, donde a su vez volverá a cargar, en este caso productos alimenticios que repartirá en varios supermercados de una cadena reparida por la costa mediterránea y que surte de productos británicos a colonias de personas de este país que se encuentran en España.

Emilio con el camión que conduce / Emilio Aparisi

Las carreteras se las encuentra vacías, nos dice que por la autovía de Sagunto a Zaragoza solamente se ha encontrado camiones. De Murcia a Irún, calcula que solamente circula un 20 % del tráfico habitual. Curiosamente en Inglaterra hace unos días estaba todo más o menos normalizado, pero de unos días para acá la situación ha cambiado por completo y todo está más o menos como en España. Emilio nos apunta que Francia es uno de los países que más medidas de seguridad establece junto a España, prueba de ellos son los pasos fronterizos, como el de Irún, en el que ha encontrado mucha presencia policial, a un lado la Policía Nacional y a otro los Gendarmes controlando todos los accesos y evitando el paso de vehículos que no puedan justificar su destino.

A la pregunta de cómo están ellos y que es lo que se comenta en el gremio nos dice Emilio que se sienten con muchas fuerzas de seguir, aunque en algunas ocasiones son mal tratados, como si la plaga fueran ellos. Hay Estaciones de Servicio, de las que permanecen abiertas, en la que los accesos a los aseos los tienen por dentro de las tiendas y como te atienden por una ventanilla pues no pueden acceder para poder hacer sus necesidades o asearse. Esto afortunadamente está cambiando poco a poco, sobre todo en el tema de los servicios de comida puesto que en algunos restaurantes de carretera ya se están facilitando teléfonos de contacto a los que se puede llamar y concertar un menú que les acercan al camión, o incluso en otras áreas de descanso hay restaurantes los cuales dejan en la entrada productos básicos como agua, café e incluso comida tipo catering gratuito para los camioneros.

Si de algo se siente orgulloso, dice este camionero, es de ver como ahora la gente les agradece el esfuerzo que están haciendo. El claxon de los coches que antes escuchaban cuando un camión se ponía a adelantar, ahora son de agradecimiento, ellos lo entienden como los aplausos que se les da a los sanitarios todas las noches.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?