Miércoles, 05 de Agosto de 2020

Otras localidades

Los aplausos estuvieron bien, pero el personal sanitario prefiere que seamos responsables

Cerramos temporada de 'La Ventana de Castilla-La Mancha' con dos profesionales sanitarios que vivieron lo peor del coronavirus

Imagen de archivo

Imagen de archivo / Ricardo Rubio (EUROPA PRESS)

En el cierre de temporada de 'La Ventana de Castilla-La Mancha' hemos querido acordarnos y rendir homenaje a los profesionales sanitarios, los que se jugaron la vida por nosotros, y, en algunos casos, por desgracia, la perdieron. Les quisimos poner la etiqueta de héroes pero, en muchos casos, no tenían ni traje con el que protegerse.

Los aplausos que durante semanas les dedicamos cada día a las 20:00 horas estuvieron bien, pero ellas y ellos, prefieren que seamos prudentes en esto de la "nueva normalidad" para que no se repita, ni siquiera a menor escala, lo que vivimos por el coronavirus durante los meses de marzo, abril y mayo.

Quien lo ha pasado es más prudente

Amparo Ramos, auxiliar de enfermería en el Hospital 'Virgen de la Luz' de Cuenca, nos ha contado que la situación actual "no tiene nada que ver" con lo sucedido durante los meses pasadas. Dice que "por nada del mundo" le gustaría pasar por esta situación. Añade, que no sabía de donde sacaban las fuerzas para ir a trabajar, pero que la mayoría de sanitarios prefería estar trabajando a estar librando en casa.

Amparo, que huye de la etiqueta de "héroes", espera que la gente sea responsable y consciente de todo lo que se ha pasado hasta hora. Dice que por lo que ve en la calle, en general, se está haciendo bien, aunque insiste en pedir prudencia y sentido común, y añade que cualquier familia que haya tenido un caso cercano de coronavirus es mucho más prudente que quien no lo ha pasado porque esto "no es una gripe" como se decía al principio.

Atención primaria y los test

En la situación actual, la Atención Primaria, que ahora se han convertido en esencial para detectar de manera precoz cualquier caso de coronavirus. El doctor, Mario Ballesteros ejerce su labor en el 'Centro de Salud Sierra de San Vicente’, en la toledana localidad de Castillo de Bayuela, es un médico del medio rural.

Asegura que necesitarían más personal y que la asistencia ha cambiado totalmente, porque ahora se realiza teleconsulta, algo que la gente no entiende, pero que es importante para evitar el número de contagios. Además, recuerda que con las vacaciones, son menos médicos y enfermeros cuando la población en el medio rural crece de manera importante.

Añade, que ahora se están haciendo "muchos más test que antes" y que es la manera de controlar la progresión de la pandemia. Por último, asegura que "el mejor aplauso es prudencia y sentido común" y también pide paciencia para entender las circunstancias por la que están pasando los sanitarios.

 

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?