Jueves, 22 de Octubre de 2020

Otras localidades

MOCIÓN DE CENSURA MOCIÓN DE CENSURA Sigue en directo la segunda jornada del debate de la moción de censura de Vox
LA FIRMA CON MAR CASAS 24/09/2020

No perdamos los buenos hábitos

Ha hecho falta una pandemia para que apliquemos hábitos de higiene básicos

Mar Casas.

Mar Casas. / Mar Casas

NO PERDAMOS LOS BUENOS HÁBITOS

Ha hecho falta una pandemia para que apliquemos hábitos de higiene básicos. Hoy nos parece extraordinario que limpien el mobiliario de un establecimiento antes de sentarnos, que enfunden con papel las camillas, o que manipulen con esmero los alimentos.

Sensibilizada por mi profesión he declarado otras veces en este espacio radiofónico, los atropellos que observo en empresas de hostelería y de alimentación: El descuido de los aseos, la ausencia de jabón, de secador de manos, y la mala praxis por parte de algunos empleados. Comentaré algunas evidencias:

Llevar las copas y los vasos a las mesas de seis en seis y sujetas con los dedos por el borde; servir platos en el centro de la mesa donde todos compartimos nuestros cubiertos; ofrecer cuencos con frutos secos de dudosa higiene; disponer los cubiertos en una mesa sin mantel; dejar fuentes y productos crudos en una barra sin protección y manipular los alimentos sin guantes.

Antes que la Covid apareciera, otras infecciones serias como la hepatitis o la salmonelosis pusieron en jaque a España y también a algunos de los restaurantes de Cartagena, por falta de higiene entre fogones.

Hoy quiero contarles un incidente que viví en primera persona este verano en Cabo de Palos. Al entrar en una panadería-heladería del paseo de la barra, me recibió una cinta en la entrada que separaba el establecimiento para la circulación de los clientes con una advertencia escrita del uso de las mascarillas. Hasta aquí todo correcto. Sin embargo cuando pedí la barra de pan a la dependienta me la entregó con la mano, sin guante ni bolsa de plástico. Con discreción le advertí a la empleada que el procedimiento no era el adecuado, y me respondió que era práctica habitual en su comercio y que se había lavado las manos.

Le comenté que en ese tiempo había tocado el mostrador, y llevó los dedos al rostro y al cabello, a la vez que manipulaba el dinero con las mismas manos. Solo pasaron dos días cuando me comunicaron que uno de los empleados de esa panadería dio positivo en Covid y cerraron el establecimiento. Sin embargo, una varita mágica, o tal vez una mano influyente permitió que en menos de 24 horas abrieran de nuevo.

Cuando imparto clases de buenas maneras a los niños, les doy un truco para su higiene: que calculen la duración correcta del lavado de manos cantando dos veces “Cumpleaños feliz”.

Crear hábitos saludables es bueno tanto a nivel individual como para la comunidad

Es indispensable la repetición. Si desde pequeños introducimos buenos hábitos, éstos se harán automáticos. La higiene está en sintonía con la educación, la sensibilidad y el respeto. ¿De qué sirven las mascarillas, los límites a nuestra libertad de movimientos y los nuevos hábitos, si no incidimos en nuestro aseo.

El filósofo suizo Jean-Jacques Rousseau dijo hace años con gran acierto que La parte más útil de la medicina es la higiene: y que la higiene es más bien una virtud que una ciencia.

Mar Casas.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?