Sábado, 23 de Enero de 2021

Otras localidades

Valencia CF

Guillamón podría sufrir una sanción mayor por forzar la amarilla

El Código Disciplinario de la Real Federación Española de Fütbol, en su Artículo 122, contempla un castigo para el jugador que fuerce intencionadamente la quinta amarilla, como hizo Hugo Guillamón al resultar lesionado en el último partido ante el Atlético

Hugo Guillamon of Valencia CF and Angel Correa of Atletico de Madrid  during the La Liga Santander mach between Valencia and Atletico de Madrid at Estadio de Mestalla on November 28, 2020 in Valencia, Spain

Hugo Guillamon of Valencia CF and Angel Correa of Atletico de Madrid during the La Liga Santander mach between Valencia and Atletico de Madrid at Estadio de Mestalla on November 28, 2020 in Valencia, Spain / AFP7 vía Europa Press (AFP7 vía Europa Press)

La “jugarreta” que maquinó Javi Gracia para que Hugo Guillamón, una vez lesionado, forzase antes de ser sustituido la quinta tarjeta amarilla del curso le podría ser sancionado con ese partido por la lógica acumulación del ciclo, pero también con otro adicional por provocar descaradamente esa tarjeta.

Así lo recoge explícitamente el Código Disciplinario de la Real Federación Española de Fütbol en su Artículo 122, el referente a la acumulación de amonestaciones en diferentes partidos, que dice lo siguiente:

“El futbolista que en el transcurso del partido provoque la quinta amonestación a que hace méritos el presente artículo, podrá ser sancionado, además de con la sanción prevista en el párrafo primero de este artículo, con un partido adicional de suspensión y multa accesoria en cuantía de 600 €.

Para la determinación de la intención del futbolista se tendrán en cuenta circunstancias tales como la naturaleza de la regla del juego infringida, la actitud del futbolista durante el encuentro, etc. A tal efecto, el árbitro del encuentro estará habilitado para hacer constar tal circunstancia en el acta arbitral”.

En las imágenes se ve claramente que Gracia, en reiteradas ocasiones, trata de llamar la atención de Guillamón para que fuerce la tarjeta, e incluso llama a Manu Vallejo para que vaya a decírselo a su compañero.

Luego Guillamón, una vez advertido de la circunstancia, no sabe muy bien cómo forzarla, pero aprovecha que el árbitro le dice que abandone el campo para el cambio por Mangala por la línea de fondo para no hacerle caso y marcharse hacia la zona de banquillos; lo que termina por provocar el efecto deseado por Gracia y que Guillamón sea amonestado.

El árbitro del encuentro, Ricardo de Burgos Bengoetxea, no reflejó la “jugarreta” en el acta porque no se dio cuenta de que se estaba produciendo la provocación de la tarjeta, pero está legitimado para añadir un anexo al acta si lo considera conveniente.

Si esto se produjera y Guillamón fuera sancionado con dos partidos por el Comité de Competición, esto podría o no tener efecto negativo puesto que la lesión que se produjo en el partido contra el Atlético de Madrid tiene precisamente un periodo de recuperación de unas dos semanas, con lo que si estuviese ya curado para el partido contra el Athletic de Bilbao del sábado 12 de diciembre, quizá no podría jugarlo por sanción.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?