Jueves, 02 de Diciembre de 2021

Otras localidades

Opinión

Viejas caras nuevas

La firma de Pedro Marchante

Pedro Marchante, articulista de Radio Jerez

Pedro Marchante, articulista de Radio Jerez / Radio Jerez Cadena SER

Permítanme el oxímoron para explicar el fenómeno que se dio en el Pedro S. Garrido en el partido entre el Xerez CD y la UD Tomares. A ojo de buen cubero, unas 1700 almas xerecistas se dieron cita en el campo de la Avenida Blas Infante que, como ya anticipé en mi artículo Problema a la vista, se ha quedado pequeño para la creciente masa de aficionados xerecistas que no se quieren perder los encuentros de su equipo como local los cuales, hasta la fecha, se cuentan por victorias.

Pues bien, aparte del hecho de quedarse pequeño, en el Pedro S. Garrido hemos podido ver esta jornada una gran cantidad de viejas caras nuevas, sí, no me he vuelto loco, les explico. Frente al Tomares he podido contemplar una gran cantidad de aficionados xerecistas cuyas caras llevaba sin ver en los encuentros del Xerez desde los tiempos de Chapín y la LFP, es decir, desde aquel 2013 que puso patas arriba el fútbol jerezano. De ahí el título de este artículo. También niños, muchos niños.

Desconozco dónde han estado estos aficionados en los ya más de ocho años de travesía por el desierto de las categorías inferiores que llevamos sufriendo lo xerecistas más fieles, pero me congratula verlos de nuevo siguiendo al que, sin duda, en algún momento, fue el equipo de su vida. Y es que soy de los que cree que todos son bienvenidos a la que un día fue su casa, todo son necesarios y todos suman. Sin duda, se están haciendo las cosas muy bien para recuperar gran parte de la masa social que se quedó por el camino, bien en sus casas hastiados de tantos problemas, o bien tras haber abierto los ojos y el corazón a un sentimiento que, una vez que crece en ti, no hay sucedáneo que lo pueda igualar, ni muchísimo menos superar.

A los que ya estaban, a los que han vuelto y a los que aún tienen que volver, hay que tratarlos bien. Sobre el césped, con entrega, buen juego, goles y victorias. Desde la directiva, dando estabilidad, seriedad y profesionalidad a la entidad, y teniendo algún gesto con los nuevos y, sobre todo, con los que llevamos pasado lo que llevamos pasado. Y, por último, pero no menos importante, desde el Ayuntamiento que, de una vez por todas, tiene que darse cuenta de que ya no somos cuarenta locos los que seguimos al Xerez CD, somos casi dos mil jerezanos que pagamos nuestros impuestos como los demás y que tenemos derecho a disfrutar de unas instalaciones dignas, seguras y acordes a la categoría que se le supone a una ciudad como Jerez. Si no lo hacen por nosotros, que lo hagan aunque sea por mero interés, que de eso nuestros políticos saben tela.

Ya hemos pasado el ecuador de la legislatura, se atisban unas elecciones muy igualadas y cualquier voto puede resultar esencial, y si hablamos de casi dos mil jerezanos que se sienten ninguneados y maltratados por el consistorio, y más que vamos a ser, más le valdría a nuestros ediles darle una vueltecita a las ordenanzas municipales para dar cabida al Xerez CD y, sobre todo, a su creciente afición. Y no hablo solo del equipo de gobierno, meto en el mismo a saco a todos los políticos de la ciudad, unos por acción y otros por inacción o por no meterse en un charco, hace mucho pero mucho tiempo que le llevan faltando al respeto al Xerez y a su más que creciente afición.

Afición del Xerez CD en el Pedro Garrido / Radio Jerez Cadena SER

No es que espere nada a corto plazo, la candidez y la ingenuidad ya hace mucho tiempo que las perdí, pero sí gestos que hagan más cómodas las instalaciones y actitudes que muestren respeto por nosotros y por la entidad que más alto ha llevado el nombre de Jerez desde 1947. Se podría empezar por colocar algunas de gradas supletorias en el fondo, perfectamente se podrían traer algunas de las del circuito que, por desgracia, no se están utilizando desde hace ya bastante tiempo. Esto permitiría acoger a unas 400/500 personas más y ayudaría a las maltrechas arcas del club. No es necesaria inversión, simplemente voluntad y gestionar los recursos técnicos y humanos de que, sin duda, disfruta el Ayuntamiento. Sería fantástico que estas gradas estuvieran listas para el partido de cuartos de final de la Copa RFEF contra el Córdoba CF. En Puente Genil se hizo en menos de una semana y se dio cabida a 300 xerecistas, en menos de una semana, pero claro, hablamos de que había voluntad e interés por hacerlo.

 

 

 

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?