Fútbol
FÚTBOL

La jueza ordena la liquidación del Extremadura UD

El club tiene cinco días para recurrir tras el incumplimiento del Convenio de Acreedores que puede acelerar su desaparición

El Extremadura jugó su último partido en Irún / Cadena Ser

León

La agonía del Extremadura UD ha llegado a un punto de no retorno. La jueza de lo mercantil número 1 de Badajoz emitió el auto de liquidación de la Sociedad Anónima Deportiva por no cumplir el Convenio de Acreedores pactado meses atrás tras frustrarse la aportación de aquellos grupos de inversión que, como el grupo Khalifa, habían prometido una aportación superior a los 3 millones de euros. El club dispondrá de un plazo de cinco días para presentar recurso ante este fallo.

La decisión judicial pone en jaque el reciente acuerdo con representantes del grupo Ruiz de Lopera que habían adquirido el 100% de las acciones del Extremadura. Javier Páez y Daniel Moreno pasaban a ser las cabezas visibles de un proyecto que venía perdiendo fuerza en las últimas temporadas hasta llenar de deudas sus arcas con Manuel Franganillo como presidente. En pleno proceso de negociaciones y búsqueda de acuerdos con acreedores e instituciones, el citado auto amenaza con llevarlo todo al traste.

El cuadro extremeño fue perdiendo jugadores durante el mes de enero, hasta el punto de que en su último partido solo se presentó con dos futbolistas del primer equipo. Plagado de chicos del filial fue capaz de derrotar al Real Unión. Era la manera de evitar una segunda incomparecencia (en su día no se presentó en Riazor) y mantenerse con vida en una competición que, en caso de consumarse la exclusión, asignaría una plaza de las cinco plazas de descenso al Extremadura y, tal y como recoge el artículo 77 del Código Disciplinario, mantendría todos los resultados del cuadro azulgrana.

 

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad