Las noticias de Canarias
Sociedad
Residencias ancianos

El dinero público que recibe una residencia que "normaliza" la sarna

El responsable de la Residencia Hogar Santa Rita dijo que la sarna es "algo innato en la vida humana", el juzgado ahora abre diligencias contra la mayor residencia de España

La financiación de Santa Rita es confusa, porque además de ingentes cantidades de dinero público, recibe también dinero de las familias de los resientes, que pagan parte de las plazas a través de un modelo caritativo y basado en la beneficiencia

Resiencia de mayores (archivo) / Getty Images

Tenerife

Un informe elaborado por los técnicos de sanidad y salud pública, -que adelantó la SER en julio de 2021-, detectó sarna, desnutrición y deshidratación en la Fundación Hogar Santa Rita. "Me preocupa que cosas de esta naturaleza pervivan en pleno Siglo XXI", llegó a decir el Consejero de Sanidad del Gobierno de Canarias, Blas Trujillo. Además de la sarna, en el Hogar Santa Rita II se detectó un problema grave de desnutrición y deshidratación. El horario de las ingestas no era convencional, "en algunos casos pasaban hasta trece horas desde la cena (a las siete de la tarde) hasta el desayuno (a las seis de la mañana del día siguiente)", se explica en el informe puesto en conocimiento de Fiscalía y por el que ahora se han abierto diligencias en el Juzgado número 2 del Puerto de la Cruz. 

Santa Rita es una anomalía en toda España. Se trata de la mayor residencia del país y una de las mayores de Europa con una financiación "opaca" de ayuntamientos, instituciones, familiares y entidades privadas. La financiación de Santa Rita es confusa, porque además de ingentes cantidades de dinero público, recibe tambén dinero de las familias de los resientes, que pagan parte de las plazas, -aunque no todos pagan lo mismo-, a través de un modelo caritativo y basado en la beneficiencia, heredado del Padre Antonio, líder espiritual de sus responsables actuales.

La residencia Hogar Santa Rita es una anomalía contraria al modelo de residencias actuales. Se trata de una macroresidencia, de carácter religioso, que llegó a superar los 600 internos.

Este "hotel de lujo para los pobres", -como se llaman a sí mismos-, ha funcionado como un instrumento para acumular a personas mayores y dependientes de todas partes ante la ausencia de pequeños centros en los municipios de la isla. Muchos ayuntamientos de Tenerife tienen plazas concertadas en esta macroresidencia católica, ante la falta de plazas propias, y pagan por ello cantidades millonarias para sufragar su funcionamiento.

Tan solo en los últimos cuatro años, la residencia Fundación Hogar Santa Rita recibió casi medio millón de euros de dinero público, según figura en el sistema nacional de subvenciones. Ahí aparecen ingresos de Santa Úrsula, La Orotava, Fasnia, La Laguna, Santa Cruz de Tenerife y Güímar. También aparecen subvenciones de los ayuntamientos de Guía de Isora, Adeje y Arona. Hasta el Gobierno de Canarias entregó en agosto de 2020 unos 6.000 para "sufragar gastos generales" a la residencia.

San Cristóbal de La Laguna figura entre los ayuntamientos que más dinero ha entregado a la Fundación Santa Rita a través de subvenciones directas. En el año 2018 entregó 55.220 euros, asignación que incremetó en los años siguentes en base al proyecto "mantenimiento y mejora del grado de autonomía del residente que vive en el Hogar Santa Rita", llegando a ingresar a la Fundación católica 57.500 euros al año. Santa Cruz de Tenerife ha ingresado al menos 100.000 euros a la Fundación en los últimos tres años (50.000 en 2019 y otros 50.000 en 2021 a través del Instituto Municipal de Atención Social de la capital).

Más información

Muchos ayuntamientos han preferido "aparcar" el drama de las personas mayores en Santa Rita alimentando el problema

La Orotava también figura entre los ayuntamientos que sostiene a la Fundación, con entregas de subvenciones nominativas con partida propia en los presupuestos municipales que alcanzan los 20.000 euros anuales. Santa Úrsula entrega 9.000 euros anuales en base a un convenio de colaboración firmado en 2018. Arona entregó 10.000 euros en 2018 en concepto de "apoyo al mantenimiento de las residencias". El Ayuntamiento de Fasnia ha mantenido una subvención nominada de 1.000 euros en 2018, 2020 y 2021 y hasta el Cabildo de La Gomera ingresó 9.000 euros en 2021, según figura en el portal de trasparecia de la propia Fundación.

El Ayuntamiento de El Puerto de la Cruz, lugar donde se ubica la residencia, ingresa hasta 10.000 euros al año a esta Fundación católica, según figura en su propio portal de trasparencia.. Arona pagó 10.000 euros en 2018, Güímar 25.000 ese mismo año y hasta Adeje o Guía de Isora entregaron cantidades más pequeñas a la residencia entonces. Además, muchas de sus cientos de plazas son concertadas con el Instituto de Atención Social y Sociosanitaria de Tenerife, del que recibe gran parte del dinero que hace posible su funcionamiento. En Santa Rita murieron más de veinte personas a consecuencia del coronavirus y llegó a tener hasta doscientos contagiados.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad