Sociedad

La urgente intervención de la Policía Local de Pontevedra salva la vida de una niña de 21 meses

La Policía Local atendió el pasado sábado a una niña de 21 meses, a la que trasladaron al Hospital Provincial en estado muy grave, ya que no reaccionaba a estímulos por la elevada fiebre

Fue alrededor de las 5.30 horas del sábado, cuando agentes de la Policía Local detectaron un vehículo circulando la gran velocidad en las cercanías del Puente dos Tirantes. El coche paró delante de la Jefatura de la Policía Local y bajó una mujer muy alterada que, a gritos, decía que su hija estaba muerta dentro del coche.

Era una niña de 21 meses que estaba en los brazos de su abuela en el asiento trasero del vehículo, y no reaccionaba a ningún estímulo, aunque tenía pulso. Mientras iniciaron las maniobras de reanimación, los agentes trasladaron a la niña a urgencias del Complejo Hospitalario de Pontevedra, donde los facultativos consiguieron reanimarla. Los agentes permanecieron allí hasta que la niña consiguió estaba estable y hasta que se acercaron la madre y a la abuela que habían permanecido en la Jefatura de Policía en estado de ansiedad.

Según se pudo saber, la niña presentó un cuadro febril en la tarde anterior que se agravó durante la noche. Cuando la madre y la abuela pasaron por las cercanías de la Jefatura de la Policía Local, vieron las luces de un coche patrulla y pararon pidiendo ayuda porque creían que la niña había fallecido.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad