Sociedad

La Consejería de Sanidad de Madrid alerta de 23 casos sospechosos de viruela del mono en la región

Las personas en estudio evolucionan positivamente y se encuentran aisladas en sus domicilios, mientras que la ministra de Sanidad, Carolina Darias, ha confirmado que los siete primeros casos analizados han dado positivo

Información sobre la viruela del mono en Indonesia. / Jepayona Delita

Madrid

La Consejería de Sanidad madrileña ha alertado de 23 casos sospechosos de viruela del mono en Madrid, pero todavía está recopilando datos sobre esta enfermedad rara.

Más información

Un comunicado emitido por la Consejería de Sanidad concreta que se trata de 23 posibles casos y se ha hecho un llamamiento a todas las comunidades para que notifiquen si se detectan más casos. El Centro Nacional de Microbiología (CNM) está llevando a cabo pruebas genéticas para confirmar si se trata de esta enfermedad.

Sin embargo, la ministra de Sanidad, Carolina Darias, ha confirmado este miércoles por la noche que los análisis de los primeros siete casos sospechosos de viruela del mono, mientras que los resultados de los 16 restantes se conocerán este jueves.

También conocida como monkeypox, se trata de una enfermedad muy poco frecuente, que generalmente se presenta con fiebre, mialgias, adenopatías (inflamación en los ganglios) y erupción en manos y cara, similar a la varicela. En general su transmisión se produce por vía respiratoria, pero por las características de los 23 casos sospechosos de infección, apunta a que ha sido por contacto con mucosas durante las relaciones sexuales.

Las personas en estudio evolucionan positivamente y se encuentran aisladas en sus domicilios, aunque se debe mantener una vigilancia estrecha ya que pueden llegar a requerir ingreso hospitalario. La Dirección General de Salud Pública está a la espera del resultado de las pruebas de laboratorio y valorando el papel de la vacuna de la viruela para el control de la transmisión, así como el uso de antivirales de ser necesarios. También está realizando la investigación epidemiológica a los afectados e identificando a los posibles contactos.

La alerta llega después de que Portugal confirmara este martes tres casos de viruela del mono, tenga otros dos pendientes de confirmación y otros 15 en investigación, y solo dos días después de que Reino Unido informara de la existencia de un brote en el país que ha afectado a siete personas. Todos los casos confirmados han sido diagnosticados en hombres que mantienen relaciones sexuales con otros hombres y no se ha logrado identificar un vínculo epidemiológico entre la mayoría de los afectados, lo que muestra que hay varias cadenas de transmisión del virus no identificadas. El Ministerio de Sanidad está en permanente contacto con el Sistema de Alertas Europeo para hacer un seguimiento de esta alerta a nivel global.

Lesiones causadas por la viruela del simio en un paciente. / Getty Images

En África, la tasa de letalidad oscila entre el 4 y 22% y la mayoría de los pacientes son niños, según detalle un extenso reportaje publicado este martes por The Conversation. Además, la enfermedad también es un problema de seguridad sanitaria mundial, como demostró el brote en EEUU del año 2003. Los investigadores determinaron que un cargamento de animales provenientes de Ghana, importado a Texas en abril de 2003, introdujo el virus de la viruela símica en los Estados Unidos.

Fuera de África, se han documentado casos de infecciones humanas por este virus en diferentes países, como en EEUU, Reino Unido, Israel y Singapur. En todos los casos se ha asociado a un caso importado o a contacto con animales importados.

Síntomas

La enfermedad no se considera particularmente contagiosa entre personas. En general, la transmisión de persona a persona es limitada. El cuadro clínico inicial suele incluir fiebre, dolor de cabeza, dolores musculares, inflamación de los ganglios linfáticos (linfadenopatías) y cansancio. Unos días después de la aparición de la fiebre, se desarrolla un exantema, que a menudo comienza en la cara y luego se extiende a otras partes del cuerpo. Suele producir una enfermedad autolimitada y la mayoría de las personas se recuperan en varias semanas. Sin embargo, en algunos casos puede producirse una enfermedad grave.

No hay vacuna o tratamiento específico disponible. El tratamiento es sintomático y de apoyo, incluida la prevención y el tratamiento de infecciones bacterianas secundarias.

Viruela del mono

La enfermedad fue descubierta por primera vez en 1958, cuando ocurrieron dos brotes de una enfermedad similar a la viruela en colonias de monos mantenidos para labores de investigación. Por esta razón recibió el nombre de “viruela del mono” o “viruela del simio”. El primer caso humano de viruela del simio fue notificado en agosto de 1970 en Bokenda, una aldea remota en la provincia ecuatorial de la República Democrática del Congo. El infectado fue un niño de 9 meses que ingresó en el Hospital Basankusu con sospecha de haber contraído viruela. Una muestra, enviada al Centro de Referencia de Viruela de la OMS en Moscú, reveló que los síntomas eran causados por el virus de la viruela del mono.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad