Hora 25Las entrevistas de Aimar
Política

Julián Ariza: "Me da mucha pena que haya trabajadores que renieguen de la conciencia de clase"

Aimar Bretos entrevista al histórico dirigente y fundador de Comisiones Obreras

Las entrevistas de Aimar | Julián Ariza

Las entrevistas de Aimar | Julián Ariza

Madrid

Julián Ariza nació en 1934, en plena República. Por delante: una infancia muy parecida a la de miles de niños que crecieron en la España franquista, obligados a cantar el "Cara al Sol" y aprendiendo lo que tenían que estudiar en "Formación del Espíritu Nacional". Cuando ya tenían edad para trabajar, les representaba el sindicato vertical, pero Julián Ariza es un ejemplo claro de adoctrinamiento fallido. Ese niño acabó siendo uno de los fundadores de Comisiones Obreras. Un antifranquista convencido forjado en movilizaciones obreras, huelgas, asambleas y prisiones. Esta noche hablamos con él en Hora 25.

Julián Ariza

Julián Ariza

25:15

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1656011685817/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

"A principios de los años 60 recibimos de alguna manera la consigna de crear Comisiones Obreras. No fue sencillo. Hicimos algunas cosas con bastante inteligencia. Éramos miembros del PCE y sugirieron que utilizáramos los resortes del sistema. Aprovechábamos las lecciones de nacionalsindicalismo para hacerle preguntas a los profesores que dieran pistas a los trabajadores para que vieran de qué pie cojeábamos", explica Ariza. "A base de crear voluntades, un día nos juntamos cientos de trabajadores y constituimos una comisión obrera del metal", señala.

"Éramos muy pocos, bastante activos y creo que tuvimos el acierto de presentar en nuestra actividad un conjunto de propuestas que combinaban los problemas cotidianos con una perspectiva superadora de las causas por las que había esos problemas", indica el sindicalista. A Ariza le da "mucha pena" escuchar a trabajadores que reniegan de la conciencia de clase: "Refleja ignorancia. No hay cosa más elemental que la unión para hacer la fuerza. La relación entre el asalariado y la empresa es de una desproporción de fuerza tan gigantesca que está sometido precisamente a lo que quiere la otra parte". Y sentencia: "Sin sindicatos de clase no hay democracia. En los países donde no hay democracia no hay sindicatos y si lo hay no serán más que instrumentos del poder para controlarnos".

El fundador de Comisiones Obreras prosigue: "Hay muchos 'sindicatitos'. El movimiento sindical no está solo para ver si en la empresa tienes mejor o peor salario, sino para ver si los trabajadores tienen mejor educación o sanidad". ¿Se puede mantener la paz social con una inflación galopante, sin que haya compensación salarial? "Eso es inaceptable. No es posible. Se sabe que estamos en una coyuntura muy excepcional. Hay una desproporción entre el coste de la vida y las retribuciones salariales y evidentemente hay que echarse a la calle", explica Ariza.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad