La VentanaLa Ventana a las 16h
Sociedad

"Aquí hay unos tomates buenísimos, pero no los de los supermercados": un experto tomatero francés que vive en España dicta sentencia sobre la polémica

Guy Ferrier cultiva casi 1.500 especies de tomate antiguo y es presidente de la Asociación de Simientes Infinitas

De no poder subir escaleras por un cáncer a subir el Kilimanjaro: el reto de Miguel Ángel Rubio

De no poder subir escaleras por un cáncer a subir el Kilimanjaro: el reto de Miguel Ángel Rubio

46:48

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1706894422921/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Hace unos años la gran polémica que rodeaba al tomate consistía en la gran incógnita sobre si estábamos comiendo una fruta o una hortaliza. Pero en los últimos días, se ha insultado a uno de los productos que más exporta España al exterior. La ex ministra gala, Ségoléne Royal, criticaba la calidad de nuestros tomates y en solo unas horas las redes ardían con la noticia. Hablamos con Guy Ferrier, francés afincado en Torrelavega y presidente de la Asociación de Simientes Infinitas.

Incluso Pedro Sánchez se ha hecho eco de la noticia y aseguró en la pasada comparecencia en el Consejo Europeo que "son imbatibles". Sin embargo, el experto tomatero afirma que no está de acuerdo: "Comprendo a Pedro Sánchez, pero no lo comparto. Aquí hay unos tomates buenísimos, pero no los de los supermercados".

Y es que hace un alegato en contra de las industrias, ya que una tomatera de forma natural solía producir unos 4 kilos de la fruta; pero ahora, tras la mano del hombre, consiguen crear hasta 20 kilos. Y esto obviamente tiene un impacto en su sabor y composición: "No hay ningún tomate en un supermercado que sepa a algo. En Andalucía han encontrado el lugar ideal para cultivar tomates industriales muy bellos y que pueden soportar grandes viajes. Los antiguos no son capaces de soportar tantas horas de camino", explica Ferrier.

Defiende, además su tipo de fumigación y el precio real que deben de costar, ya que los industriales suelen estar sembrados mediante químicos: "Los tomates industriales tienen un problema, si están cultivados normalmente suelen ser en químico. Esto cuesta caro y nosotros cultivamos con flores amigas que repelen los insectos. No pueden costar 4 veces más pero sí podría costar entre 4 y 6 euros el kilo".

El agricultor es conocido en toda Europa por su gran variedad de cultivos. Tiene ya casi 1.500 variedades distintas de tomate antiguo plantado en España y otros países del mundo. Y lleva casi 20 años dedicándose a la preservación de las distintas variedades: "Cuando era joven vi a mi suegro arrancándole las hojas, y me dijo :¿qué sabrás tú de cultivar? Desde entonces llevo 18 años demostrando que no se deben arrancar las hojas, las plantas deben de ser felices".

El problema del agua

España en uno de los países más afectados por el cambio climático, y en los últimos años se están tomando medidas extremas para la conservación del agua. La última noticia ha sido la declaración del estado de emergencia en Cataluña por sequía, y actos así influyen mucho en la agricultura y el riego. Sin embargo, explica que es un tipo de alimento que no necesita a penas agua: "Al tomate no le importa mucho la sequía, no necesita mucha agua, la gente nunca la ha contabilizado y regaban por inundación. Ahora hay que acostumbrarse a cultivar con cuentagotas, con una forma justa de regar la planta".

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00