Hoy por HoyMeterse en un jardín
Sociedad

Los secretos mejor guardados y las curiosidades que no sabías sobre las plantas aromáticas

¿Poca agua? ¿Se pueden consumir? ¿Qué sustrato necesitan?

💐 Plantas aromáticas | Meterse en un jardín, con Eduardo Barba

💐 Plantas aromáticas | Meterse en un jardín, con Eduardo Barba

Madrid

Traigo varias plantas aromáticas muy populares. De hecho, la gente siente veneración por muchas de ellas. Su aroma les hace ganar muchos adeptos. Además, son especies que están muy ligadas a nuestra cultura, ya sea porque son autóctonas o porque incluso las utilizamos con muchos fines distintos. Vamos con las presentaciones.

El tomillo limón

Se trata del tomillo limón (Thymus x citriodorus), y tiene la peculiaridad de un aroma muy diferente del tomillo vulgar (Thymus vulgaris), que es una de las especies con la que se suele cocinar habitualmente —se le llama también tomillo salsero, por esto mismo—, o preparar infusiones. El tomillo limón tiene la forma de un cojín y de colores muy alegres, verdes y amarillos. Es un tomillo variegado, porque tiene en sus hojas dos colores distintos. Frotas sus hojas y olerás a limón.

El romero

Los jardineros estamos un poco sorprendidos en los últimos años, porque los botánicos han reclasificado el romero, y ahora es una salvia. Su nombre científico antiguo era el de Rosmarinus officinalis, pero ahora se llama Salvia rosmarinus. Sus hojas, muy estrechas, tiene un color blanquecino en el envés. Ese color blanquecino es debido a que envuelve sus estomas de una pelusilla protectora. Recordamos que los estomas son unas estructuras por las que la planta hace intercambios gaseosos, como por ejemplo la respiración. Al rodear sus estomas con esta fibra casi microscópica, protege a los estomas para que no pierdan tanta agua. También el romero ha reducido las hojas a la mínima expresión, por eso tiene las hojas tan estrechas.

La planta del curry

La planta del curry (Helichrysum thianshanicum), al igual que la lavanda, tiene un color plateado muy especial. Este color plateado se le llama “glauco”, que es un verde azulado. Hay muchas plantas de color glauco que utilizamos en jardinería, precisamente para dar unos contrastes muy bellos con otras plantas más verdes. Este color se lo da también una pelusilla protectora. Si paso la uña por encima de la hoja, como si la estuviera afeitando, aparece un verde intenso. Ahí es donde ves la función protectora de estos pelitos. De esta forma, evita que los rayos del sol incidan de forma directa sobre la cutícula, la piel, de la hoja. Si frotas sus hojas, percibirás el aroma del curry, pero no se trata del curry que podamos comer en la cocina de la India o de Tailandia. Simplemente tiene un aroma muy similar a aquel del curry. En realidad, el curry es una mezcla de especias, a veces incluso hasta 20 distintas.

La lavanda

La lavanda (Lavandula angustifolia) también exhibe colores glaucos y es otra de las plantas mediterráneas que utilizamos muchísimo en jardinería. Su aroma y su floración son espectaculares, y aporta unos contrastes muy bellos al jardín o a la terraza. Soy incapaz de pasar al lado de una lavanda y no tocarla para oler su perfume.

El tomillo rastreto

Se le suele llamar serpol (Thymus serpyllum). Hace una alfombra perfecta, y se trata de un tomillo que gusta de crecer en las montañas de Europa. Tiene un aroma más suave que otros tomillos. ¿Cómo podemos cultivar plantas aromáticas en casa? Pues, lo primero que debemos tener en cuenta, es que son amantes del sol. Por eso han originado estructuras que las protegen, como esos pelitos que hemos visto en el envés de las hojas del romero, o por toda la hoja en la lavanda y la planta del curry. Uno de los errores más habituales en el cultivo de las plantas aromáticas es colocarlas en sitios con nada de sol directo o con muy poco sol directo. Si hacemos eso, se irá debilitando poco a poco, y no tendremos una planta fuerte. Tres o cuatro horas de sol directo posibilitará que podamos mantenerlas en buen estado.

¿Qué sustrato necesitan?

Muchas de estas plantas crecen en terrenos pobres, con mucha materia mineral, como los terrenos arenosos. Así que les beneficia tener muy buen drenaje. Es ideal añadir un porcentaje de un 20 o un 30% de arena de río en el lugar de plantación, para evitar que se acumule el agua. Este buen drenaje es aplicable tanto a la tierra del jardín como al sustrato, si cultivamos estas plantas en maceta. Necesitamos macetas grandes. Pueden estar en macetas, pero que no sean pequeñas. Hay que tener en cuenta que el romero o la lavanda pueden tener muy buen desarrollo, así que hay que plantarlas en macetones.

¿Poca agua?

La justa. Una vez que se establecen, una gran mayoría de las aromáticas son felices si se permite que la tierra o el sustrato se seque ligeramente entre riegos, sobre todo en la superficie. Pero se pueden regar sin tener una especial precaución, si antes hemos utilizado la tierra o el sustrato adecuado: muy drenante.

¿Se pueden consumir como infusiones o especias?

Para la cocina, basta con cortar lo que necesitemos para condimentar el guiso. Se puede cortar y utilizar en fresco. Si se es previsor, es ideal también secar el romero o el tomillo, cortando varias ramitas y poniéndolas a secar juntas y atadas boca abajo, en un lugar ventilado y oscuro, o al menos sombrío. Así nos aseguramos de que no pierdan sus propiedades aromáticas y medicinales, si las utilizamos en infusión.

Una gran familia

Varias plantas mencionadas son de la misma familia botánica: las lamiáceas. A esta familia pertenecen el romero, el tomillo limón, la lavanda, el tomillo rastrero, y otras como las mentas o las salvias, por ejemplo.

Eduardo Barba

Eduardo Barba

Eduardo Barba Gómez es jardinero, investigador botánico en obras de arte, paisajista y profesor de jardinería....

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00