Baloncesto

Doncic pide cita con la historia: los Mavericks se encomiendan a 'El Matador' en su primera final de la NBA

El esloveno toma el testigo de Dirk Nowitzki para guiar a los Mavericks hacia la gloria

Luka Doncic celebra una canasta durante los 'play offs' / David Berding

La energía de estrella de Luka Doncic en la NBA ha ido aglutinándose durante 6 años con el fin de irradiar con todas sus fuerzas en una fecha como la de esta semana. El niño de 16 años recién cumplidos que se presentó maravillando al mundo del basket en las filas del Real Madrid afronta desde este jueves el capítulo soñado por cualquier jugador. El esloveno, astro sobre el que orbita el juego de los Dallas Mavericks, se postula como el principal argumento de la franquicia para repetir la histórica conquista del anillo de campeón en 2011. Los Boston Celtics, sin embargo, prometen una batalla de gigantes de la que solamente podrá salir un triunfador.

Más información

El talento más arrollador que ha dado 'La Fábrica' blanca hasta el momento visualiza en el horizonte un colofón dorado al sueño que persigue desde que cruzó 'el charco' allá por 2018. Ni siquiera tenía edad para celebrar con los 'mayores' y ya por aquel año estaba conquistando la Euroliga y apuntando a un futuro grandioso. Su puesta en escena, sacándose un triplazo de la manga en su primera intervención en la máxima categoría de España, fue una primer rayo de luz de la estrella que estaba fraguándose en el Palacio de los Deportes de Madrid.

Desde entonces, la trayectoria del esloveno ha vivido una progresión constante. Europa se le quedó pequeña y Estados Unidos se antojó como el lugar idóneo para continuar dando pasos al frente. Tanto nivel, a pesar de su juventud, no podía hacer otra cosa que caer de pie en la mejor liga del mundo. Doncic se estrenó destrozando puertas en la élite, convirtiéndose en el 'rookie' del año por su primera temporada en los Mavericks, y el 'novato' ya ha reforzado su figura de leyenda hasta acariciar su primer título en la NBA.

La estela de Dirk Nowitzki

Pero el gran año de 'El Matador', con mayúsculas, ha sido éste, en el que incluso con problemas físicos se ha convertido en pieza clave de unos Mavericks deseosos de hacer historia de nuevo. Así fue en la mismísima final de la Conferencia Oeste, en la que los Mavericks lograron superar a los Minnesota Timberwolves en cinco partidos, protagonizando un parcial de 4-1 gracias, en parte, a acciones sobre la bocina de un Luka Doncic mermado incluso para exprimirse físicamente al 100%.

Doncic se ha enfundado el traje de Dirk Nowitzki, estrella del equipo que sumó su histórico primer anillo hace ya 13 años, y parece haberle sentado a las mil maravillas. No son pocos quienes aprecian similitudes entre los dos titanes, provenientes del 'Viejo Continente' para reinar en la competición estadounidense. Sin embargo, en manos del esloveno parece no estar solamente la posibilidad de igualar la gesta de un histórico, líder del campeón del 2011 que acabó con una sequía histórica, sino que a sus 25 años todavía tiene hambre y cursos por delante para completar una trayectoria con unas cifras astronómicas.

Un primer asalto en feudo enemigo

Sin embargo, para que la estrella en construcción continúe aglutinando brillo, sobre la pista deberá ejecutar la difícil misión de tumbar al imponente campeón de la Conferencia Este, unos Celtics que arrasaron en su final con un incontestable 4-0. El TD Garden de Boston pondrá a prueba estas aspiraciones desde el primer partido de la madrugada de este jueves (2:30 hora peninsular española), una sede del máximo nivel para un Doncic que avisa del peligro de la afición que engalanará el graderío de verde: "Creo que será una multitud ruidosa. Todo el mundo sabe que son conocidos por eso. Es difícil jugar en este lugar. La afición es increíble para su equipo y todo lo que puedo decir es que nosotros tenemos que estar juntos contra todos ellos. Va a ser muy difícil jugar ante esta multitud", señalaba el alero en la rueda de prensa previa.

Antes de su estreno en una final, Doncic ya se ha mentalizado para un examen de ensueño en el que los suyos deberán trabajar como equipo para asaltar un pabellón unido en su contra. Kyrie Irving, a priori, será su principal escudero en esta particular misión. "Es muy difícil llegar aquí a las finales. Sobre todo después de los equipos contra los que hemos jugado. Va a ser un bonito enfrentamiento. Tengo muchas ganas de jugar", sentenció el esloveno, a escasas horas de emprender una nueva intentona en su carrera.

Sigue el canal de Carrusel en WhatsApp
¡Bienvenido al canal de Whatsapp de Carrusel! Toda la emoción del deporte, EN DIRECTO. Dirige Dani Garrido

Suscríbete ahora
 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00