Sábado, 24 de Julio de 2021

Otras localidades

La canción que cambió la música del oeste

Solo ante el peligro 01   En 1951 al músico Dimitri Tiomkin le encargaron un nuevo trabajo: componer la banda sonora de un western titulado “Solo ante el peligro” que iban a protagonizar Gary Cooper y Grace Kelly. Tiomkin era por entonces uno de los autores más respetados de Hollywood. Había destacado junto al director Frank Capra en títulos como “Juan Nadie” o “Qué bello es Vivir” o al lado de Alfred Hitchcock en “La sombra de una duda”. También había compuesto música para alguna película del oeste como “Duelo al sol” pero todavía no era su gran especialidad. Tiomkin tenía en mente una idea nueva: quería comenzar la película con una balada cantada que acompañara las primeras imágenes y los títulos de crédito, algo que hasta entonces no se había hecho nunca. Contrató los servicios del cantante de country Tex Ritter y se puso a ensayar con él.   Solo ante el peligro 02   La letra de la canción avanzaba al espectador la historia que iba a presenciar en la película. Era una canción melancólica en la que el protagonista rogaba a su esposa que no le abandonara. Una canción que describía a un hombre roto por el dolor pero firme en su decisión de enfrentarse a su destino pese a que nadie quisiera acompañarle en ese trance. Había sido compuesta para guitarra, acordeón y novacord, una especie de sintetizador primitivo que simulaba el trote de un caballo. Pero Tiomkin hizo algo más que adornar los títulos de crédito con esta canción sino que la convirtió en el centro mismo de la banda sonora. Así, la melodía, ya sea de forma cantada o instrumental en diferentes variaciones, suena repetidas veces a lo largo de toda la película.   Solo ante el peligro 03   La escuchamos, por ejemplo, en una versión más dinámica cuando Gary Cooper y Grace Kelly deciden regresar; con tonos siniestros cuando los bandidos llegan al pueblo, incluso se la escuchamos tocar repetidas veces con la harmónica en la estación a Lee Van Cleef, uno de los secuaces de Frank Miller que esperan la llegada del tren que trae a su jefe.  A diferencia de muchos westerns anteriores, el subrayado musical es bastante más abundante en “Solo ante el peligro”. La música está presente en 70 de los 84 minutos que dura el film. En muchas secuencias es el elemento que sostiene toda la acción.   Solo ante el peligro 05   La fuerza dramática de la música arropa sobre todo al protagonista y da mayor profundidad a la interpretación de Gary Cooper. Hay otro elemento del film que también se apoya notablemente en la música: el suspense. El montador Elmo Williams convirtió lo que en un principio era una película del oeste más en una historia de suspense a contrareloj. Fue él quien tuvo la idea de que la película durara exactamente lo mismo que la acción del film, es decir, 84 minutos. Para indicarlo insertó una serie de planos de un reloj que iba avanzando en tiempo real y que además provocaba una tensión en aumento ante la llegada de la hora del ataque. La música acompaña esos planos con un leitmotiv consistente en un “ostinato” de una nota que parece marcar los segundos que van pasando.   Solo ante el peligro 06   La unión de todos estos elementos, guión, montaje, la interpretación de Gary Cooper y la importante aportación de la música, hizo de “Solo ante el peligro” una gran película además de un inesperado éxito comercial. Fue premiada con cuatro Oscar. Uno para el montaje; otro para Gary Cooper y dos más para Tiomkin por la partitura y por la canción. A partir de entonces el compositor se convirtió en un especialista del género perfeccionando su estilo en otros muchos títulos como “La gran prueba”, “Duelo de titanes”, “Río Bravo”, “Los que no perdonan” o “El Álamo”. Fue así como, paradójicamente, un compositor ruso acabó convirtiéndose en uno de los principales artífices de la música del western, el género norteamericano por excelencia. La canción principal, “Do not forsake me oh my Darling”, fue también un éxito discográfico y creó escuela, imponiendo a partir de entonces la moda de incluir canciones como eje central de las bandas sonoras de las películas del Oeste. Curiosamente la compañía discográfica de Tex Ritter, en un caso de evidente miopía comercial, rechazó la propuesta de editar la canción y el disco fue grabado por otro cantante, Frankie Laine, que consiguió situarlo cuatro semanas seguidas en la lista de los discos más vendidos de 1952.     fab9   Hoy en nuestras conversaciones os traemos un documental musical. Se trata de “La chica del viento”, un film que cuenta la vida y la trayectoria artística de la cantante Cathy Claret y que se presentó hace una semana en el Festival de cine independiente y de culto de Madrid. Nosotros hablamos allí con la autora de esta película que se llama Fab Llanos. Cathy Claret es una artista de origen francés afincada en Barcelona y que está considerada una pionera en la fusión flamenca. Para Raimundo Amador compuso, por ejemplo, el tema “Bolleré” que años más tarde tocaría nada menos que junto a B. B. King y que se haría mundialmente famoso. Sin embargo Cathy Claret no ha bebido las mieles del éxito. En el documental de Fab Llanos se reflexionan sobre las ideas de triunfo y de fracaso y de lo que supone mantener la coherencia musical a lo largo de los años.   descarga   Este viernes ha llegado a las pantallas “Carrie”, el remake de un clásico del terror que Brian de Palma dirigió en los años 70, basado en un libro de Stephen King. En esta ocasión el film está dirigido por Kimberly Pierce y protagonizado por Cloë Grace Moretz y Julianne Moore. La banda sonora corre a cargo de Marco Beltrami, un compositor que está teniendo en 2013 uno de los mejores años de su carrera ya que este año ha compuesto excelentes bandas sonoras como “La jungla: un buen día para morir”, “Guerra mundial Z”, “Lobezno inmortal” o “Memorias de un zombie adolescente”. Lo mejor de “Carrie” es el tema central que ha creado Marco Beltrami, una melodía que suena misteriosa y triste pero a la vez siniestra. Es decir, combina el lado inocente de la protagonista con su parte más oscura. El tono general del disco es tranquilo y abundan las melodías ambientales y atmosféricas. Guitarras eléctricas y sintetizadores se mezclan con orquesta y coros para crear una banda sonora que podíamos definir como gótica. Sin demasiados golpes de efecto la música va creando poco a poco una sensación inquietante que va "crescendo" y que culmina en auténtico terror en la parte final de la película.   bette-midler-en-la-rosa   Hoy en nuestra sección dedicada a las películas biográficas vamos a recordar una que está inspirada en la vida y la muerte de la cantante Janis Joplin. Se trata de “La Rosa”, protagonizada por Bette Midler. Cuando Janis Joplin murió por una sobredosis de heroína a los 27 años de edad el 4 de octubre de 1970 los estudios de Hollywood pensaron en la posibilidad de hacer una película sobre su vida.  El proyecto para hacer su biopic se iba a titular La perla, que era el apodo con el que se conocía a la cantante y que también fue el título de su disco póstumo. Sin embargo los productores del film no llegaron a un acuerdo con la familia de Janis Joplin para hacerse con los derechos cinematográficos sobre su vida, así que cambiaron el guión y rebautizaron a la protagonista como Mary Rose, La Rosa.   rose-1979-01-g-570x381   La película muestra abiertamente los rasgos más conocidos de la personalidad de Janis Joplin como su adicción a las drogas y al alcohol. También habla de su inestabilidad emocional y de sus continuos fracasos amorosos y a una artista atrapada en la jaula que ella misma ha contribuido a fabricar. Una cantante que solo sabe vivir sobre el escenario y que odia todo lo que hay alrededor de la música. Las canciones que aparecen en el film y que están interpretadas por Bette Midler fueron seleccionadas por Paul A. Rothchild, el productor musical del último disco de Janis Joplin. Ni que decir tiene que la banda sonora de la película tuvo muchísimo éxito, en especial el tema central titulado como el film, "La Rosa". Una canción que ganó el Globo de Oro pero que incomprensiblemente no estuvo nominada al Oscar.   171386_1_f   En la sección “Parecidos razonables” hablamos a menudo de melodías de cine que parecen inspirarse en composiciones de música clásica. Hoy  hemos encontrado una pieza de música clásica que se parece a una canción. En 1943 Lena Horne cantaba “Stormy weather” en la película del mismo título de 1943.     Y en 1958 Khachaturian componía este adagio del ballet de “Espartaco y Frigia”     Algunos oyentes nos dicen que en las bandas sonoras de los videojuegos hay bastantes plagios de temas cinematográficos. Nosotros os ponemos un ejemplo. Así suena el tema central de la película “Lifeforce”, compuesto por Henry Mancini.     Y quien lo plagia es Michael Hoening, autor de la banda sonora de un videojuego de rol bastante popular llamado Baldur’s gate.     También encontramos casos de músicas de series de televisión que recuerdan a bandas sonoras cinematográficas. Aquí tenemos, por ejemplo, un fragmento del tema central de la serie 24, compuesto por Sean Callery.     Algunas de sus notas nos recuerdan al tema central de “Hard Rain”, una banda sonora compuesta por Christopher Young.     Si veis las películas “Broken Arrow, alarma nuclear” y “Scream 2”, escucharéis una melodía que se repite en las dos. En “Broken Arrow”, película protagonizada por Christian Slater y John Travolta, suena asociada al personaje de Travolta que es el villano del film.     Es una melodía con toques de spaghetti western a lo Morricone que compuso Hans Zimmer. A Wes Craven, el director de la saga “Scream” le gustó tanto que cuando trabajaba en la post-producción de “Scream 2” le pidió a Marco Beltrami que escribiera un tema igual para utilizarlo cada vez que sale el personaje del policía David Arquette. Beltrami le compuso una melodía siguiendo ese estilo.     Pero Wes Craven, enfadado porque no obedeció sus órdenes, pagó los derechos del tema de Hans Zimmer y lo incluyó en la película, alternándolo con la música de Marco Beltrami. Eso demuestra que no siempre son los compositores los responsables de los plagios.   18958237.jpg-r_760_x-f_jpg-q_x-20080704_110442   La película que destacamos esta semana de la programación de TCM es “Haz lo que debas” de Spike Lee. Cuando se estrenó en junio de 1989 muchos críticos y comentaristas acusaron al director de incitar a la violencia. La película, en la que intervienen el propio Spike Lee, Danny Aiello, John Turturro, Rosie Pérez y Samuel L Jackson, habla de las tensiones raciales que hay en un barrio de Brooklyn, en Nueva York, entre coreanos, afroamericanos, hispanos e italianos. Spike Lee ya había dirigido dos películas anteriores como “Nola Darling” y “Aulas Turbulentas” pero "Haz lo que debas" fue su verdadera puesta de largo en la cinematografía internacional. Se presentó en el Festival de Cannes y obtuvo una nominación a los Oscar como Mejor Guión original. Esto es todo por esta semana. Recordad que podéis escuchar el programa en la madrugada del domingo, de cinco a seis y que a partir del lunes os podéis descargar el programa de las páginas cadenaser.com y canaltcm.com Un saludo y hasta la semana que viene.  

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    • Notice: Undefined variable: lb_es_acceso_con_movil in /mnt/filerprod/html/produccion/datos/rhabladas/cadenaser/ser/templates/includes/v3.x/v3.0/include_player_permanente.html on line 118

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?