Viernes, 19 de Agosto de 2022

Otras localidades

CHAMPIONS | ATLÉTICO 0 - CHELSEA 0

El Atlético de Madrid choca con Mourinho

Los de Simeone no logran romper el candado defensivo de un Chelsea que dio por bueno el empate a cero desde el pitido inicial

Mourinho le quita la pelota a Raúl García

Mourinho le quita la pelota a Raúl García / EFE

El Atlético de Madrid se atasca ante Mourinho y viajará a Londres con el mismo resultado con el que empezó la eliminatoria. El partido estuvo marcado por la mentalidad ultradefensiva de un Chelsea que cedió todo el protagonismo del encuentro al Atlético de Madrid. Los del Cholo, poco acostumbrados a tener la posesión del balón, se encontraron una y otra vez con el muro creado por Mourinho, que defendió con nueve hombres en su campo el empate inicial.

Espectacular imagen en el Manzaneres durante los onces iniciales. / EFE

El Chelsea se presentó en el Calderón como un equipo campeón de Europa y aspirante a ganar la Premier y la Champions y se marchó como un equipo rácano, inofensivo pero con todas las opciones de clasificarse para la final de Lisboa. El plan que propuso Mourinho de defender con nueve hombre y dejar a Torres solo como una isla en ataque salió perfecto. Empate a cero y todo por decidir en Londres.

No se le puede reprochar al Atlético que no lo intentase. Durante noventa minutos el equipo colchonero cambió su filosofía para convertirse en el actor principal del partido cuando prefiere ocupar plaza de secundario. Simeone sabía que el Chelsea le cedería toda la posesión del balón y por eso metió a Diego Ribas por Villa. El brasileño se convirtió en el director del ataque del Atlético, el problema es que atravesar la maraña de defensas que plantó Mourinho delante de su portería era una utopía. Además de los cuatro defensas naturales, el entrenador luso apostó por David Luiz -central- y Obi Mikel -puro trabajo- en el centro del campo, con William y Ramires de interiores con tendencia a ser laterales.

Con hasta nueve jugadores en su campo, el Chelsea se limitaba a despejar balones para que Godín y Miranda reiniciasen el ataque del Atlético. Los colchoneros, que acostumbran a derribar sin pedir permiso, tuvieron que cocinar lentamente los ataques, buscando el hueco que no existía hasta terminar centrando en busca de un remate de Diego Costa o de Raúl García, rodeados por Terry, Cahill y compañía.

Las únicas opciones del Atlético pasaban por el balón parado. Precisamente en un córner llegó una jugada que marcó el partido y puede marcar la eliminatoria: la lesión de Cech tras caer y golpearse en su hombro. El portero checo se marchó lesionado y entró Schwarzer, un arquero australiano de 41 años. Cech sufre, según las primeras exploraciones, una luxación en su hombro, algo que le impediría jugar la vuelta.

Nada cambió con la entrada del australiano, Mourinho no cambió un ápice su filosofía, el Chelsea transmitía una apatía terrible en todo el juego que pasase de su propio campo. Torres, ovacionado en su vuelta a casa, era una isla en el campo del Atlético que peleaba por balones imposibles de los que sacó el máximo rendimiento posible en forma de faltas y córners.

El Chelsea se empeñó en perder tiempo, en sacar al Atlético del partido y en cierto modo lo logró, durante los primeros veinte minutos el partido estuvo prácticamente parado, llevando el aburrimiento a todos menos a los miles de fieles colchoneros que se dejaron la voz una vez más (y ya van...) para buscar el gol de los locales. El tanto no llegó, lo que sí apareció fue otra lesión para el Chelsea, la de su capitán Terry. La lesión del central fue lo único que hizo a Mourinho meter a un punta, Schürrle, que hizo labores de lateral más que de atacante.

Buscó el cambio en la tendencia aburrida del partido Simeone desde el banquillo, dando entrada a un renqueante Arda Turan, que se asoció bien con Costa y con Sosa, que jugó buenos minutos al entrar en la recta final del partido. Los minutos finales sirvieron para que ambos equipos acumulasen bajas para el partido de vuelta, el Atlético no tendrá a Gabi por amarillas, y por el mismo motivo no estarán en la vuelta ni Obi Mikel ni Lampard.

Mourinho estuvo cerca de lograr que su plan saliese a la perfección gracias a una falta peligrosa que provocó Torres y desaprovechó David Luiz y un córner con el tiempo ya cumplido. Por fortuna para el Atlético el lanzamiento de esquina acabó en las manos de un Courtois que pasó desapercibido en todo momento y no tuvo prácticamente trabajo ante un Chelsea ultradefensivo. El Atlético, acostumbrado a frustrar a sus rivales, a ser un equipo pegajoso y puñetero se encontró en el Calderón con un equipo que le duplicó la dosis de la medicina que dan Simeone y los suyos. Dos no discuten si uno no quiere, dice el dicho, esta noche en el Calderón se vio claramente que dos no juegan si uno no quiere, y Mourinho no quiso y convirtió a su Chelsea en el primer equipo que evita la derrota en el Calderón en esta Champions.

'El Larguero' | 'Carrusel' | 'SER Deportivos' | 'Hora 25 Deportes' | 'Play Fútbol' | 'Play Basket' | 'Punto, SER y partido' | Fórmula 1 | Seis Naciones | Más deportes

Manolete vuelve a cantar el himno de la Champions antes del Atlético-Chelsea

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?