Jueves, 27 de Enero de 2022

Otras localidades

La pequeña familia de The Limboos

limboosLas mejores cosas de la vida suelen llegar cuando el futuro pinta más negro. Así surge The Limboos, banda madrileña (de adopción) que debuta este mes de octubre con un fabuloso álbum que conjuga con gracia y estilo el rhythm and blues de Nueva Orleans con los sonidos caribeños y latinos de los años cuarenta. Roi, Daniela, Marcos y Sergio llegan a la música llenos de fuerza y su debut confirma que de las peores situaciones pueden llegar las cosas más interesantes.

Roi y Daniela son pareja, Sergio es primo de Roi y Marcos, su compañero de piso. Más familia que banda, The Limboos encuentran su camino en la música ante la falta de oportunidades en otros terrenos. “Para ser becario o tener una nómina de mierda podemos intentar sacar los mismos ingresos con esto”, explica Roi, compositor principal de la banda junto a Daniela. Roi, que estudió periodismo y tocó antes con Phantom Keys, se lanzó a la aventura musical y encontró el sonido que buscaba de casualidad. “Daniela estaba jugando con la batería una tarde, investigando y pasando el rato y cuando llegué tenía la base de ‘Space Mambo’. Salió así y alrededor de esa canción fuimos buscando nuestro sonido”, explica Roi, sentando junto a sus compañeros de banda en un bar del centro de Madrid.

Charlar con la banda de música da para una larga conversación, una conversación que salta del álbum de calipso que grabó el gran Robert Mitchum a los orígenes del ska o a la encomiable labor que hace la gente de Daptone Records, el sello que abandera el renacer del soul. Alrededor de todas estas cosas surge la música de The Limboos, un sonido original en el que tiene mucho que ver Mike Mariconda, productor de álbumes de música negra entre los que destacan los últimos trabajos de The Excitements o Al Supersonic and The Teenagers, bandas españolas que han dado con sus álbumes un importante empujón al género. “Lo elegimos como productor porque es una persona cercana que controla muchos registros musicales. Entendía muy bien lo que queríamos hacer, sobre todo el sonido Nueva Orleans que queríamos darle al disco”, explica el grupo. Todo un acierto. Mariconda capta a la perfección la idea del grupo y plasma todas sus inquietudes musicales en un disco tan adictivo como divertido, un álbum que contiene canciones tan misteriosas como ‘Hoodoo’ o tan festivas como ‘Jambalaya walk’.

‘Space mambo’ fue, como explican, el punto de partida del grupo. Terminada la canción, los chicos empezaron a pensar que alrededor de aquel sonido podían montar un grupo, una banda que conjugase sus gustos, sus pasiones y los ingredientes necesarios para crear un sonido propio que nazca fresco, directo y adictivo. Poco a poco, el sonido de The Limboos fue tomando forma y sus intérpretes perfilando los límites de su música. “Nos hemos ido poniendo freno unos a otros porque queríamos que el disco tuviese coherencia. No queríamos que cada canción fuese de un estilo, queríamos hacer algo que se pudiese escuchar del tirón y que resultase atractivo”, explican.

Más tarde llegó el traslado a Madrid desde Galicia. Una mudanza con metas musicales, pero también para buscar un hueco en el destrozado mercado laboral. “Cuando llegué a Madrid vi el tipo de trabajos que había para un periodista licenciado y aquello me empujó más a probar en la música”, señala Roi. Poco a poco, la idea de convertir a The Limboos en su medio de vida fue tomando forma.

Cuando el grupo tuvo perfiladas las canciones de su debut llegó el momento de buscar productor. La elección fue sencilla. Contactaron con Mike y antes de darse cuenta habían entrado en el estudio para grabar el álbum. “Lo hicimos en tres encuentros a lo largo de 2013 y principios de 2014, cada vez que Mike pasaba por España le secuestrábamos”, bromea Sergio. Con el disco terminado, Mariconda se lo ofreció a la gente de Penniman“Se lo habíamos ofrecido antes, pero fue Mike el que insistió en que lo sacáramos con ellos a pesar de que es un sello que trabaja con muy pocas bandas”, confiesan. La gente de Penniman apostó por ellos y todo se aceleró. El grupo comenzó a presentarse en directo, a dar rodaje a unas canciones vivas que poco a poco fueron seduciendo al público que asistía a sus conciertos. “En directo sonamos muy similares al disco porque el equipo con el que grabamos es el nuestro y además grabamos en analógico con la base en directo a la que añadimos pocas cosas”, explica Daniela. “Estamos muy contentos con el resultado. Queríamos plasmar ese sonido añejo y lo hemos conseguido. Queríamos que sonase inmediato, fresco”, añade Marcos.

Ahora, los chicos confiesan estar centrados en la música. “No porque queramos, más bien porque no salen otras cosas. No hay oportunidades laborales y mejor pelear por esto que por algo en lo que no crees”, confiesa Roi. Tras rodar las canciones durante todo el 2014, The Limboos llegan a la hora de la verdad en su mejor momento. El disco estará este mes en las tiendas y el grupo se acaba de lanzar a la carretera para recorrer Europa en una gira tan breve como intensa. El tiempo dirá si la propuesta musical de esta formación cala entre la gente. Por su parte el trabajo está hecho. Han compuesto sus mejores canciones, las han grabado con el mejor productor y han editado el disco con el sello perfecto para su sonido. La pequeña familia de The Limboos está en marcha.

Estrenamos 'Nervous', una de las canciones del álbum debut de The Limboos

Twitter: AcardenalR
Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?