Últimas noticias Hemeroteca

Miércoles, 18 de Septiembre de 2019

Otras localidades

"Da miedo que Cospedal diga que no hay garantías en el juicio del caso Gürtel"

El exjuez acaba de publicar 'En el punto de mira. La forja de un juez a contracorriente'

Resumen de la entrevista con el exjuez en la Cadena SER. / IRENE LOPEZ KNELER

Baltasar Garzón resume en las casi mil páginas de “En el punto de mira. La forja de un juez a contracorriente” los movimientos que lo apartaron de la carrera judicial. En una entrevista en Hoy por Hoy ha asegurado que no le interesa guardar rencor, pero que “es necesario de los datos consten” y, por eso, ha escrito este libro. Aunque advierte: “se puede decir más, pero ya está bien, de momento”.

Su publicación coincide con el verdadero inicio del juicio por el caso Gürtel, ahora que los tres magistrados que componen el tribunal han rechazado todos los argumentos para anular el proceso que habían planteado las defensas de los acusados y del propio Partido Popular, sentado en el banquillo como partícipe a título lucrativo de la trama, como responsable de haberse beneficiado de dinero corrupto aunque no supiera su origen. Una decisión que ha provocado la respuesta airada de la secretaria general del Partido Popular, María Dolores de Cospedal. Una respuesta que, en opinión de Garzón, asusta. “Me da un poco más de miedo [que Cospedal haya dicho que es un juicio sin garantías procesales]. Si dice eso después de haber pasado por el Supremo, por el Tribunal Superior de Justicia, la Audiencia Nacional, cuatro o cinco jueces de instrucción, ahora que el juicio es público, es que quizás garantías sean destruir discos duros”.

El ex magistrado de la Audiencia Nacional, inhabilitado durante once años por ordenar las escuchas entre acusados de la Gürtel y sus abogados, ha explicado que “mucha gente me apoyó y sigue estando conmigo”, y ha insistido en que lo que hizo fue “interpretar una norma”. Garzón ha señalado, además, que “resulta curioso que la reforma de la ley de enjuiciamiento ofrece incluso esa posibilidad de interceptacióncon menos garantías que las que yo otorgué”. Sobre su procesamiento ha contado, como explica en el libro, que durante la tramitación de la querella le sugirieron una salida pactada. “Me mandaron el mensaje de que si pedía un traslado de destino, si me iba de la Audiencia Nacional o si pedía una excedencia, la cosas disminuiría, se me garantizaba un puente de plata”, ha relatado Garzón que, según él, decidio que “si salía de la Audiencia Nacional, saldría con los pies por delante, iba a dar la batalla porque no había cometido ningún delito”. El ex magistrado ha señalado, además, a Federico Trillo como la persona, “él lo reconoció, encargada por el PP de coordinar las acciones para acabar conmigo de forma sistemática y reiterada”.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?