Últimas noticias Hemeroteca

El musical de instituto que denuncia la explotación infantil

120 alumnos del IES La Senda de Quart de Poblet han representado el musical ‘Invisibles. Los niños del tiempo'

Musical 'Invisbles. Los niños del tiempo' /

El 24 de abril del 2013, 113 trabajadores del textil morían al derrumbarse en Bangladesh el taller textil Rana Plaza. La imagen del derrumbe de ese gigantesco taller textil evidenció como pocas veces se había visto antes la precariedad laboral y el régimen en el que trabajan millones de personas confeccionando la ropa y otros bienes que venden grandes marcas en el resto del mundo, en su mayoría Europa y Estados Unidos. El derrumbamiento de la fábrica de Bangladesh es solo la punta del iceberg de la explotación laboral que aún, cuatro años después de la tragedia, sufren muchos habitantes de los países del Tercer Mundo. Entre ellos, los más débiles: en 2012 se estimaba que 85 millones de niños y niñas en todo el mundo se exponen a alguna de las peores formas de trabajo infantil.

A principios de abril, 120 alumnos del Instituto La Senda de Quart de Poblet representaron el musical titulado ‘Invisibles. Los niños del tiempo’, un espectáculo de ficción que se estrenó en Valencia y fue adaptado por el instituto con una parte muy real: la denuncia contra la explotación infantil. ¿El argumento? Un industrial recluta a niños en lugares de guerra para que trabajen en su fábrica a trabajar a su fábrica fabricando cosas relacionadas con el tiempo: minuteros, cronómetros...

Hicieron cuatro representaciones, una para otros colegios de la localidad y el resto para público en general y donaron a UNICEF parte de la recaudación. El musical, cuenta el profesor de música Juanvi Gil, ha sido “el tema estrella” de este curso. Ha sido un proyecto transversal en el que han participado alumnos de 12 a 18 años, padres, antiguos alumnos y profesores, que han trabajado “durante todos los recreos del curso las canciones, los diálogos, las coreografías, las escenografías…” con el objetivo de sensibilizar tanto al alumnado como al público acerca de la explotación infantil.

En este caso, “la música ha sido la herramienta que ha servido para sensibilizar y mostrar una imagen de los centros de secundaria que normalmente no aparece en los medios”. Una imagen distinta de “las peleas o los malos resultados” que muchas veces copan las portadas. En el Instituto La Senda, de 300 alumnos, “120 chavales han estado ensayando duro para montar un musical en directo” en nombre de quienes no tienen siquiera el privilegio de ir al instituto.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?