Últimas noticias Hemeroteca

Lunes, 23 de Septiembre de 2019

Otras localidades

¿Son las autopistas gallegas las más caras?

En 2019 el peaje de las autopistas gallegas ha vivido un aumento mayor que el del resto de España

La AP-9, que cruza Galicia de norte a sur, es conocida por ser una de las autopistas más caras de España. El trayecto completo, desde Ferrol hasta Tuy, en la frontera portuguesa, son unos 200 kilómetros y sale ahora a 21,55 euros. Eso para un turismo (un vehículo ligero), porque un camión se puede llegar a dejar 47 euros. Casi cien si hace ida y vuelta.

Si tenemos en cuenta todo el trayecto, efectivamente es de las más caras, por detrás de la AP-68 en Euskadi, la AP-2 o la AP-7 (la autopista del Mediterráneo), pero si miramos el precio por kilómetro, la AP-9 está en la media nacional de 0,10 euros por kilómetro, es decir, que no varía respecto al resto del país.

De hecho, los tramos más caros de España son el túnel de Cadí, en Girona, que sale a unos 0,40 euros el kilómetro, la C-16, en Manresa, o la M-12, en el aeropuerto de Madrid-Barajas, que llega a los 0,21 euros el kilómetro.

Galicia es el territorio con mayores subidas en sus peajes en el último año. Mientras en esa comunidad han subido un 3,5% en 2019, el aumento en el resto de España ha sido en torno al 1,67€. El ministerio de Fomento y Audasa, la empresa concesionaria, explican que la cantidad del aumento de este año se debe a las obras en el puente de Rande, a la circunvalación de Santiago y a un 0,8% para compensar a Audasa por las bonificaciones que ha concedido en otros tramos. Es decir, que lo que se ahorra en un punto, lo suben en otro.

Las subidas salen de un convenio pactado en 2011 entre Audasa y Fomento en el que se aprobaron aumentos anuales durante dos décadas. Hoy por hoy la AP-9 depende de Fomento y está en el aire el proceso de transferencia a la Xunta, una demanda que se arrastra desde hace tiempo. Desde la Xunta, de hecho, quieren que las subidas anuales se carguen a los presupuestos generales del Estado, no al bolsillo de cada conductor.

"Que nadie se equivoque, esto no va a ser gratuito y la empresa concesionaria no va a perder. Si esto se transfiere tendrá que pagarse porque la empresa concesionaria querrá reivindicar sus derechos", afirma Mario Arnaldo, presidente de Automovilistas Europeos Asociados (AEA). 

Galicia es la tercera comunidad con más kilómetros de pago, sólo por detrás de Catalunya y la Comunidad Valenciana. Pero el problema también es la falta de vías alternativas gratuitas. O, mejor dicho, del estado de esas vías. Por ejemplo, un tramo de la A-55 es considerado uno de los más siniestros de todo el país.

Por eso, para el trayecto Coruña-Vigo, una de las opciones habituales ya es el tren, que sale más barato que el peaje por autopista. Básicamente porque la opción por carretera libre de costes conlleva una hora más de viaje por carreteras convencionales. Las asociaciones de conductores denuncian la falta de inversiones no sólo a la hora de crear nuevas vías sino también a la hora de mantener las existentes. 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?