Últimas noticias Hemeroteca

Jueves, 21 de Noviembre de 2019

Otras localidades

Por sus palabras les conoceréis

Jose María Izquierdo critica "esos espectáculos terribles de cargas policiales" pero también a "los salvajes que ya pueden alegar sentimientos patrióticos limpísimos, pero todos les vemos agredir, pegar y quemar".

Claro que es muy grave la violencia que genera esos espectáculos terribles de cargas policiales frente a actos de auténticos salvajes, que ya pueden alegar sentimientos patrióticos limpísimos, pero todos les vemos agredir, pegar y quemar.

Pero esa furia pasará más pronto que tarde. Y a ese encono irracional, los partidos de derecha y la fiel infantería de la prensa de la caverna, solo pide responder al violento con más palos. ¿Motivo? Poder acusar al gobierno de Sánchez de parálisis, de blandura o, todo vale, de complicidad. Un ejemplo minúsculo bastará para comprobar el ridículo de esta derecha montaraz.

Salió a cenar desde su despacho el ministro de Interior, Grande Marlaska, a un bar cercano al ministerio al que volvió a la hora para estar trabajando hasta las dos de la madrugada. Pues Teodoro García-Egea, el secretario general del PP, la mano derecha de Casado, para entendernos, pidió ayer la dimisión del ministro, ni más ni menos, por irse de juerga mientras los policías trabajaban a destajo. Bazofia, basura, estiércol. La nueva cara del PP. Qué risa.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?