Lunes, 30 de Noviembre de 2020

Otras localidades

Buenismo bien

El día en el que Zapatero estuvo más cerca de creer en los milagros

El que fuera presidente del Gobierno habla sobre la aprobación del matrimonio igualitario y de su relación con Ratzinger y con el Papa Francisco

José Luis Rodríguez Zapatero ha hablado de muchos temas en la entrevista que concedió la pasada semana al programa Buenismo Bien. El expresidente socialista repasó alguno de los momentos clave de sus legislaturas y compartió sus reflexiones con Manuel Burque y Quique Peinado.

Sin duda, la aprobación de la ley de matrimonio entre personas del mismo sexo fue una de las medidas llevadas a cabo por Zapatero que más importancia tuvo durante su mandato y cuya relevancia ha llegado hasta el día de hoy. Legal desde julio de 2005, el expresidente ha recordado cómo fueron los encuentros que tuvo con el que por entonces era el papa, Benedicto XVI y sus conversaciones sobre el tema: "Él apelaba al relativismo, pero no, es convivencia, es respetar a todos y saber que la vida y la sociedad es una fusión de diferentes formas de entenderla", ha explicado sobre las críticas de su "buenismo".

El exlíder socialista ha relatado que sólo se reunió tres veces con Ratzinger, pero que durante esos encuentros el tema principal, por voluntad del religioso, siempre era el matrimonio igualitario: "Era insistente, pero respetuoso. En ningún momento me sentí incómodo por sus reflexiones", ha respondido a la pregunta de si el Papa le dio algún toque de atención tras aprobar dicha ley.

Afirma que hubo una experiencia que terminó por convencerlo, antes de llegar a ser presidente, de que la unión de personas del mismo sexo debía ser llamada matrimonio: "Tuve una reunión en una asociación de gays y lesbianas y uno de ellos me dijo que era profundamente católico y que, por eso, como era igual que los demás, quería que se llamara matrimonio", recuerda el socialista. "Ratzinger tan solo esbozó una sonrisa amable cuando se lo conté"

A pesar de sus reconocidas diferencias, Zapatero ha tenido buenas palabras hacia el alemán del que ha reconocido "muy conservador en el dogma de la Iglesia católica, pero con una elevada categoría intelectual" y con el que tuvo conversaciones muy interesantes.

El expresidente también ha tenido palabras para el actual papa, Francisco, del que dice "debe estar en el club de los buenistas actuales" y ha recordado el encuentro que tuvo con él hace dos años y que ha descrito como maravilloso: "Para mí fue todo un descubrimiento alguien con un pensamiento tan alternativo a lo que uno puede concebir a la jerarquía católica. Es la única vez que me he acercado a creer en los milagros. Me pareció que no estaba frente a un papa, sino frente algo más auténtico y que representa los valores más profundos del cristianismo. Y además es simpático y argentino", ha añadido Zapatero con una sonrisa.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?