Viernes, 30 de Octubre de 2020

Otras localidades

Sociedad

El peligro de una sociedad en pausa (y clasista)

Juan José Millás y el filósofo Santiago Alba Rico reflexionan sobre la falta de horizontes, sueños y líderes que nos saquen de esta crisis

Juanjo Millás

Juanjo Millás / Cadena SER

El hombre primitivo aplazaba el momento de comer el alimento. Su objetivo era llenar el estómago, disfrutar de la comida. No es que Millás sienta nostalgia de tiempos pasados (muy pasados), es que le preocupa que actualmente no tengamos ni el sueño más básico. ”Porque una vida sin proyectos, sin sueños es una vida sin deseos”. ¿Podríamos llegar a una sociedad deprimida?

Quizás es que ya estábamos en el abismo pero es ahora cuando lo vemos. La pandemia no ha generado esta situación sino que la ha revelado y la ha llevado a la máxima expresiónSantiago Alba Rico cree que es difícil pensar en un líder providencial que venga a darnos una solución. Máxime cuando la autoridad de los intelectuales ha sido sustituida por la de estrellas de la televisión. “Las responsabilidades hay que pedírselas a los políticos. Son mediocres, pero son los que hemos elegido”.

El mayor problema de una sociedad sin horizontes es que es el campo de cultivo ideal para los que, aprovechando la angustia y depresión generalizada, intentan imponer su proyecto. Personajes como Trump o Bolsonaro son un buen ejemplo. “Tiene que ver con la falta de credibilidad en las instituciones básicas - Dice Alba Rico - Dejamos de creer en todo y aumenta el número de personas que apoyan disparates en forma de proyecto: los que se creen antisistema por ser terraplanistas o antivacunas. Se vuelve a recurrir al cuerpo como método de conocimiento inmediato y eso no es válido. Comprobar las cosas con tus propios ojos. Cuando uno no cree en nada es que está a punto de creer en cualquier cosa

Juanjo cree que corremos el riesgo de convertirnos en una sociedad en pausa. Y clasista, añade Santiago. “Todo lo que se colectiviza tiene que ver con la clase. Este confinamiento no solo ha retratado una imagen en términos de clase, se ha criminalizado a una clase social. En vez de solucionar problemas estructurales y asumir responsabilidad dividen en términos de clases y estigmatizan a las víctimas, algo propio del neoliberalismo: hacer a las víctimas responsables de sus problemas”

Durante los meses más duros de la pandemia Alejandro Jiliberto Herrera atendió a muchos sanitarios desbordados física y emocionalmente. La mayoría coincidían en un sentimiento de culpa por la soledad, por creerse más frágiles que otros que no necesitaban ese apoyo psicológico. En esta situación decidió poner en marcha terapias de grupo on line. “Se reconocían en lo que escuchaban y sabían que no estaban solos. Eso les hacía sentir menos débiles”

La palabra da una síntesis pero hay que reconstruir el camino.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?