Miércoles, 21 de Octubre de 2020

Otras localidades

Así estamos, pagando las prisas

Los ciudadanos ven estos días como en países como el Reino Unido o Francia se toman medidas contundentes y las instrucciones que llegan desde el despacho del Primer Ministro o de la presidencia del país en uno y otro caso. Las medidas serán más o menos acertadas, pero alguien asume la responsabilidad y las riendas de las decisiones

Cadena SER

Esta madrugada se ha hecho público un estudio en la revista de The Lancet que analiza la desescalada en nueve paises de Europa y Asia, y España no sale nada bien parada. En el estudio queda en evidencia que aquella advertencia que en su momento lanzó la OMS, la necesidad de fortalecer el sistema de salud pública para no caer en un confinamiento indefinido, en nuestro país no se ha traducido en nada. Los países que sí lo hicieron están sorteando mejor la segunda ola, los que no, como España, están en serias dificultades.

El estudio dice que las autoridades españolas no han conseguido establecer un sistema efectivo de búsqueda, testeo, rastreo, aislamiento y apoyo antes de aliviar las restricciones. Y así estamos. Hubo prisa en la desescalada, no se preparó el terreno para ella y ahora estamos pagando las consecuencias.

En las prisas contribuyeron algunos presidentes autonómicos, como Isabel Díaz Ayuso, que querían reabrir a toda costa, aun saltándose alguna fase, y en el control de los daños de la desescalada han contribuido todos. El engranaje del estado autonómico ha chirriado. El Gobierno central pasó la responsabilidad a los gobiernos autonómicos y no todos lo han gestionado de igual manera.

Pero, a pesar de algunos mecanismos de coordinación que ha podido haber, desde Moncloa no se ha actuado con contundencia cuando han visto que el virus volvía a desbocarse. Como muestra el apoyo a la Comunidad de Madrid, publicitado y vendido como si fuera algo excepcional. Es de suponer que el Gobierno central está empleándose de igual manera en otras comunidades con índices de contagios muy cercanos a los de Madrid.

Los ciudadanos ven estos días cómo en países como el Reino Unido o Francia se toman medidas contundentes y las instrucciones que llegan desde el despacho del Primer Ministro o de la presidencia del país en uno y otro caso. Las medidas serán más o menos acertadas pero alguien asume la responsabilidad y las riendas de las decisiones, alguna tan impopular como cerrar bares y restaurantes a las 10 de la noche, anunciada en Londres. Aquí, los ciudadanos nos saben exactamente a quien mirar.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?